Tsuki ga – Capítulo 69

Traducción: ellocopro99

Capítulo 69: La Angustia de Hibiki

La batalla silenciosamente comenzó.

Terminando con ese tipo de discurso ceremonial con la Diosa sin problemas, tanto las tropas del imperio como las del reino recibieron la bendición de la diosa. Al mismo tiempo, se supone que la raza demonio recibió la maldición que reduce la fuerza a la mitad.

Hibiki se sintió incómoda al pensar que el héroe de Gritonia haría algo sigilosamente, pero prácticamente fue él leyendo directamente un papel y el discurso terminó sin ningún suspenso.

Las tropas del reino comenzaron su avance justo como estaba previsto y se pusieron en contacto con el enemigo. Hibiki y los otros, que estaban bastante detrás de la primera línea, sintieron el aire del campo de batalla con su piel.

Pero la situación era un poco diferente de las expectativas.

Es cierto que la fuerza de los aliados se incremento mucho. Incluso Hibiki, que estaba media en duda podía ver a simple vista que el poder de los hechizos literalmente se habían duplicado.

Sin embargo, no parecía como si se redujera a la mitad la fuerza de sus enemigos. No es como que Hibiki misma entrara al campo de batalla para confirmarlo, pero no parecían haber sido debilitados al menos hasta la mitad.

Aun así, el desarrollo de la batalla iba favorablemente. El lado hyumano cargó en varias ocasiones en el campo y fueron dispersando a la raza demonio como si los rasgaran como trozos de papel. No hubo ni una sola instancia en que su lado se viera obligado a retroceder.

Era un progreso que haría que uno pensara que lo único que quedaba es el interior del fuerte. El reino y también el imperio empujaron a sus tropas hasta el frente del fuerte. La parte frontal del fuerte fue ampliamente abierta por los propios demonios. En consecuencia, hubo bastantes que comenzaron a inundar el fuerte.

La moral era alta. Era sólo una cuestión de tiempo antes de que pudieran asaltar el interior del fuerte.

Pero todas estas cadena de eventos en la batalla se realizaron sin la ayuda de Hibiki y los demás, y el imperio no ha hecho ningún reporte de que el general de 4 brazos apareciera. Todos esos puntos hacían que Hibiki tenga dudas. Las alarmas dentro de la cabeza de Hibiki sonaban a toda potencia. Están tratando de decirle algo a Hibiki.

–Hey, Naval. Esto es un poco raro. No importan las circunstancias, esto es demasiado fácil. Este lugar es una fortaleza inexpugnable ¿verdad? –(Hibiki)

–Sí, no hay forma de que esto terminé sin que nosotros hagamos nada. ¿Podría ser que el héroe-sama del imperio está participando y está haciendo bastante? –(Naval)

Hibiki ignora limpiamente lo último que dijo y en su mente sólo pone su punto de vista sobre el fuerte. Incluso para la mercenaria que tiene mucha experiencia en el campo de batalla, Naval, le pareció extraño. Puede significar que algo realmente está por suceder. Sus instintos están tratando de decirle algo, pero debido a su falta de experiencia, ella es incapaz de pensar en nada. Eso es irritante.

–¡Pero! Con que conquistemos la puerta, ¡la batalla será decida! ¡Pronto podremos dejar el Fuerte Stella! ¡Y finalmente podremos dar el primer paso para revivir Elision! –(Bredda)

Bredda estaba completamente excitado. Estaba en un estado en donde no hay forma de que pudiera pensar racionalmente. Incluso Wudi que estaba en línea con Chiya tenía una inusual expresión de emoción mientras miraba el campo de batalla.

Chiya se estaba acostumbrando un poco al campo de batalla, pero aún sentía miedo por el aire en el que había. Era como si de alguna manera era capaz de mantenerse firme quedándose al lado de cada uno.

Así es, el estado de Bredda y Wudi decían sobre el campo de batalla. Literalmente era un asalto directamente por el frente. En el campo de batalla no existía ni el imperio ni reino. Ellos tomaron direcciones ligeramente diferentes, pero ambos ejércitos se reunieron en el fuerte y se dirigían hacia la puerta.

–Simplemente no puedo quitarme este mal presentimiento. Wudi, Chiya-chan. Solo por si acaso, tengan preparados un hechizo de formación de barrera defensiva y uno de movimiento de alta velocidad. –(Hibiki)

–Pero hacer eso para todos es imposible. Me costaría un ojo de la cara hacerlo solo para nuestro entorno. –(Chiya)

Chiya declaró cobardemente. La cantidad de poder mágico no se refiere directamente al alcance que hechizo puede llegar. Ella no era buena en ampliando el área de sus hechizos.

–Si es sólo al equipo, puedo lanzar el hechizo de movimiento de alta velocidad. Pero para toda la unidad es simplemente imposible. No soy un espíritu como para hacerlo. –(Wudi)

Wudi, por el contrario, no tiene tanta cantidad de poder mágico como Chiya. Incluso si fuera capaz de controlarlo, con el poder mágico que puede utilizar él no podría manejarlo.

–Entonces no importa si es sólo a nosotros. No estamos haciendo nada de todos modos, así que por favor. –(Hibiki)

Mientras tenia sentimientos desconcertantes, los dos aceptan lo que pidió el héroe. Formaron los hechizos y los dejaron en espera. Siguen siendo el equipo de un héroe después de todo. Este nivel de hazaña es posible para ellos.

(Si fuera yo, ¿qué debería preparar? Si el ejército del imperio y el ejército del reino se reunieron todos en un solo lugar, lo que yo haría sería…) (Hibiki)

Hibiki reflexiona. Los acantilados en ambos lados del Fuerte Stela. Originalmente se trataba de un fuerte que funciona como cuello de botella. Más bien, ella no entiende por qué la raza demonio tenía la parte delantera del fuerte, que era angosta como para empezar, abierta antes de la batalla, Haciendo más fácil un asalto. Quizás era para tener soldados estacionados sobre los acantilados y hacer que ataquen desde arriba. Pero eso es algo que ya estaban haciendo. El ejército recibía ataques desde la parte superior de la fortaleza y desde los acantilados.

Sobre lo que ella pensó después era la diferencia de altura. El fuerte está en una posición alta y las tropas hyumanas cargan desde la parte baja del camino de la colina. Pero no es una pendiente con tanta inclinación. Dada la situación actual, parece que uno podría dejar caer rocas en la puerta principal, pero no hay ninguna razón plausible en dejar al enemigo llegar tan cerca de ellos sólo para hacerlo.

También podrían inundar el castillo, pero se necesitaría una enorme cantidad de agua para hacerlo. Al igual que dejar caer las rocas, parece como que están teniendo en cuenta la temporada.

(Podría ser… ¿Que las paredes de la izquierda y la derecha se cerrarán como en las películas de los cazadores de tesoros? Eso es exactamente lo que uno podría usar cuando el enemigo avanza por un camino estrecho. ¿Pero qué diablos planean hacer? Bueno, si al menos puedo hacerlo de modo que pueda regresar al campamento, deberíamos ser capaces de hacer frente a la mayoría de todo lo que nos pudiera venir… probablemente) (Hibiki)

En primer lugar, la estrategia esta vez tenía una gran cantidad de puntos que Hibiki no comprendía. Y no sólo está relacionado con el ejército enemigo. También se trata del héroe, que en el momento en que sus compañeros se involucraron con él, comenzaron a cantarle alabanzas. Ella no podía entenderlo. Es cierto que Hibiki no tenía mucha experiencia en combates nocturnos, pero si van a pasar por la molestia de hacerlo por lo menos deberían hacerlo cuando la luna no haya salido. Y si es posible en tiempo nublado con pocas estrellas, eso haría al plan más sólido, es lo que pensaba Hibiki. Parece que el Imperio fue bastante inflexible con el día, pero incluso después de que el plan inició, Hibiki no podía entender su verdadero significado.

Mientras pensaba en eso, ella mira a su propio ejército.

Esto es una locura. Este era realmente un espacio donde la locura tomó el control. A pesar de que el ansiado fuerte esta justo delante de sus ojos, los soldados que están en la primera línea sólo podían ver la puerta y la capitulación de la misma. Por otra parte, en el campo de batalla anterior a la puerta, que normalmente sólo debería tener soldados de primera línea, hay unidades de la zona media e incluso lanzadores de hechizos que deberían estar en la parte trasera. Además, lo mismo sucedía con el ejército del Imperio.

En frente del fuerte de la raza demonio que se llevaron a sus amigos y familiares. Para Hibiki, este lugar no le había llevado a nadie, pero ella comenzó a entender un poco el significado de esas palabras por la locura que se estaba liberando.

(Esto es… guerra eh. Incluso si lo entiendo, todavía es difícil de soportar. Como para ser recibidos con alabanzas y gritos de alegría por matar) (Hibiki)

Incluso la tranquila Naval mostró una llama en sus ojos que no podía ocultar. Los únicos que sentían miedo eran probablemente Chiya y ella misma, es lo que pensaba Hibiki.

Vio a la raza demonio como enemigos, como existencias que debían ser erradicadas, eso es lo que creía y creyó comprender. Pero ella no se dio cuenta que a partir de un pensamiento caprichoso, ella estaba contando inconscientemente las muertes de la raza demonio como muertes humanas. Esos son los restos de la forma de pensar de su mundo anterior. A decir la verdad, para Hibiki, la apariencia externa de la raza demonio eran las de un ser humano.

(No, esto podría ser lo mismo con Tomoki. El es una persona originaria de Japón después de todo. Eso sería sólo si su actitud anterior fue sólo él pretendiendo ser duro.) (Hibiki)

Sobre el chico que parecía como que confiaba demasiado en su nivel, Hibiki arreglo un “probablemente” mientras pensaba sobre él. Viviendo en un mundo donde normalmente llegas a ver la muerte de la gente tan de cerca, no hay ninguna manera de que se pueda adaptar a este campo de batalla tan fácilmente después de todo.

–Ah, la puerta se…–

–¡Está Abriendo!–

Las palabras fueron de Naval y Bredda. Hibiki pensó que esas eran sus propias palabras, pero sintió alivio de que iba a terminar en tan sólo un miedo sin sentido.

Los gritos que brotaban de las tropas hyumanas unidas resuenan en el campo de batalla como rugidos de ira.

En ese momento.

Los temores sin sentido que Hibiki había arrojado, se habían vueltos de repente reales.

El suelo… colapsó.

En un fuerte que se encuentra en la parte superior del camino de una suave colina, justo antes de las puertas, se abrió la tierra. Todo ello.

Si tomamos los gritos de los hyumanos como una señal.

Se derrumbó en un respiro. Diciéndolo más precisamente, desapareció. Debajo de ella, oscuridad. Incluso si se tiene en cuenta que era de noche, el paisaje debajo todavía parecía como un profundo inframundo.

Un silencio de unos segundos. Así que el suelo era un producto de la magia eh. Ni siquiera hay sonidos que provengan de la tierra que “colapsó”.

(El suelo… ¡¿desapareció?!) (Hibiki)

¿Era sorpresa o estupefacción? Un extraño espacio con la voz de nadie extendiéndose en el campo de batalla.

¿Cuántos lograron entender que el suelo había desaparecido al igual que el héroe Limia?

–¡Wudi! ¡Chiya-chan! –(Hibiki)

Hibiki que se había preparado por si acaso, fue capaz de reaccionar más rápido que nadie. Era una situación en la que los dos hechizos preparados podrían servir. En una situación en la que normalmente uno pediría solamente la magia soporte de movimiento de alta velocidad, por si acaso, estaba en espera también la formación mágica preparada por Chiya. Una buena jugada de Hibiki.

Después de unos segundos más tarde, el hechizo se activó y el equipo de Hibiki fue capaz de evitar caerse. Una barrera celeste tenue se activó también y un domo de defensa mágica fue creado.

–Aaa… Aaah… –

Las voces de los aliados caídos fueron escuchadas por el equipo.

No hay forma de saber hasta qué punto este agujero se abrió, pero ya que no prepararon ninguna contramedida para ello, el resultado esperado era previsible.

Mirándolo de una manera objetiva, la mitad de los soldados que se volvieron locos y entraron en la primera línea habían desaparecido en un segundo.

Era una realidad que sólo podría considerarse como absurda, Hibiki no pudo pronunciar una sola palabra. Los únicos que quedaron del ejército del reino fueron los lanzadores de hechizos de la retaguardia, la unidad de arqueros y los caballeros que estaban ubicados con los nobles en el centro.

destrucción parcial… No, un daño más grande que eso.

Mientras que rezaban constantemente para que los que caídos fueran capaces de hacer frente a ello de alguna manera por su propia cuenta, Hibiki, sin importarle el lugar, gritó palabras a su equipo como si tratara de reprimir el grito que estaba tratando de salir.

–Wudi, ¡por ahora regresemos arriba! Por favor, intenta movernos lo más a la parte trasera como sea posible. ¡Naval y Bredda vendrán conmigo y encontrarán tantas unidades restantes como sea posible, Chiya mantén la barrera ¿de acuerdo?! –(Hibiki)

Hibiki mira hacia arriba. Es algo que se esperaba, pero… flechas y piedras, así como hechizos de muchos colores comenzaron a llover sobre ellos.

–… Naval, Bredda. Cambio de planes. ¡Hasta que seamos capaces de regresar arriba, intercepten! ¡Sal también Horn! ¡Vamos a sobrevivir! –(Hibiki)

Mientras Hibiki llama desde el cinturón de plata a la bestia lobo guardián, Horn, sus palabras también fueron para animarse a sí misma.

{NTI: Algunos pueden haberse confundido como yo en la última parte. Wudi se supone que uso “movimiento de alta velocidad”, que es una habilidad de teletransportación, se habrían teletransportado fuera del agujero y luego buscaron a todos. Pero parece que todavía están dentro del agujero con solamente la barrera haciéndolos flotar, ¿tal vez? Y una gran cantidad de ataques comenzaron a caerles mientras aún estaban en el interior del agujero. No tengo una imagen clara de la posición donde están ahora.}

 

Anuncios

11 comentarios en “Tsuki ga – Capítulo 69

  1. el niño heroe es un estupido, el piensa que todo ira bien y que es invencible en la noche, es igual al heroe del arco de tate no yusha por dios, espero que al menos regrese a sus sentidos, si es que alguna ves los tuvo, y que recapacite.

    Me gusta

  2. Pingback: Tsuki ga Michibiku Isekai Douchuu Capítulos. – SpanishTraslation

  3. Murasaki-san

    ajajaja era obvio digo hasta yo lo haría un trampa emboscada
    eso pasa por confiar en solo habilidades y mas de esa extraña diosa
    por eso tácticas cooperación y técnicas son necesarias no sirve de nada tener la fuerza y no saber aplicarla eficientemente

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s