This Is Another World Capitulo 44

Capitulo 44: Retomando el camino

-Pueblo Doko, Tierras de Ebelmonte

Ha salido el sol de un nuevo día en todo el continente Letonia, siendo señal de nuevos comienzos y grandes cosas por hacer. Pero para los habitantes del pueblo Doko, el día de hoy representaba un tiempo de alegría superior al de la mayoría de los pueblos alrededor, ya que era hoy el día en que las personas que dieron por muertas, empezaron a abrir sus ojos, y así reencontrarse con sus seres queridos

Padres e hijos que habían sido separados por la tragedia, se lograron reunir una vez más por obra de un milagro inesperado, que solo pudo ocurrir por la mayor de las casualidades, y teniendo a la suerte como la mayor responsable de este acontecimiento. La suerte de que una gran cantidad de eventos aleatorios ocurrieran de la forma más apropiada para concebir la posibilidad de que esto pudiese pasar

Ya que, si solo una cosa hubiera sido distinta, quizás este milagro no hubiese llegado a ocurrir. Si yo no hubiese aceptado la petición de salvar a este pueblo, o si Sephirina no hubiese caído en batalla, o si yo no me hubiese reabastecido con pociones MP, entonces quizás no hubiésemos tenido la suerte de salvar a los que ya todos daban por muertos

Incluso el hecho de haber cuidado hasta ahora el huevo del pequeño Fah, fue un golpe de suerte que surgió debido a mi más grande error hasta ahora, que fue el de enfrentar a un ser viviente que cargaba una vida inocente dentro de sí misma. Si no hubiera cometido tal error, entonces salvar a mi querida amiga y a esta gente no habría sido posible

Ahora puedo entender a lo que se refería el maestro cuando dijo que mis decisiones tomadas hasta ahora, no habían sido erróneas, debía de estarse refiriendo a esta posibilidad. Hasta puedo aventurarme a pensar que Astaroth sabía que esto podía ocurrir, y por ello me respondió con evasivas cuando le pregunte si podía salvar a Sephirina de alguna forma

No dijo la verdad, pero tampoco mintió, ya que sabía de un método para revertir la petrificación completa, pero tal método no contaba como una capacidad o medio propio de ninguno de los dos, sino del mismo Fah, y por ello no mintió al final, solo omitió decirme tal posibilidad

Aun cuando estaba enfadado con el maestro por ocultarme esta verdad, decidí perdonarlo una vez pensé todo esto fríamente con la almohada. Debido a que el efecto se llamó [Milagro de nacimiento] es posible que solo pudiese ocurrir si yo no era consciente de la misma posibilidad, quizás solo si me encontraba en tal estado emocional, Fah respondería al momento de nacer usando tal efecto milagroso durante su eclosión

Si ese fuera el caso, le estaría debiendo al maestro una enorme disculpa, en especial por el haber intentado golpearlo con todas mis fuerzas con el [Modo berserker]. Aunque dudo que le de importancia, así que me ahorrare la disculpa y simplemente le daré las gracias una vez vuelva a aparecer

Mientras tanto, es mejor que me concentré en el tiempo presente, y evalué mi situación actual, la cual era una muy dichosa, ya que Sephirina fue capaz de evitar formar parte de un panteón de estatuas, éramos capaces de continuar nuestro viaje con el equipo completo, teniendo ahora a un nuevo miembro bastante alegre y juguetón

Se trataba del pequeño Fah, que se arrimaba bastante a mi mientras percibía mi aroma y frotaba su cabeza contra mi hombro o pierna

El pequeño Fah era tan pequeño como lo podía ser un reno o ciervo recién nacido de mi mundo natal, aunque es probable que Fah sea más pequeño, su piel blanca lo hace bastante llamativo, ya que muy pocos monstruos poseen un color tan puro de piel, lo cual lo hacía especial entre los demás monstruos

Según el libro que hablaba de su especie, Fah pertenecía a una especie de monstruos sagrados que, en vez de atacar a las personas, prefieren evitarlas y que, de tener su favor, pueden brindarte dones o curaciones milagrosas, al nivel de mi mejor hechizo curativo o hasta superior

Una vez se vuelven adultos, pueden rivalizar contra monstruos Lv 60 o superior, lo cual lo hace una especie muy formidable puesto que poseen gran fuerza además de una gran inmunidad a los estados alterados y una alta tasa de recuperación de HP y MP, obviando el hecho de que podrían curarse a sí mismos si usaban un hechizo curativo de su raza

Estos ciervos del bosque, son una especie sagrada en este mundo, junto a otras pocas que existen en todo el mundo de Eltera, y su caza está estrictamente prohibida por los gremios de aventureros, ya que se cree que cazarlos puede traer una mala suerte a la zona donde este monstruo de su ultimo respiro

Tomando esto en consideración, me preocupa un poco las opiniones que generen el que tenga ahora uno como mascota, pero supongo que tendré que resolverlo en el camino. Quizás hasta imite a esos protagonistas que llevan bestias legendarias como mascotas en los mundos de fantasía que se asemejan a mi situación actual

Y pensar que terminaría imitando el cliché de los que se vuelven domadores de monstruos…

En fin, pasando a otro punto importante, pude recibir el sello de aprobación del farmaceuta del pueblo Doko, una vez este se sintió mejor pudo sellar la solicitud de misión para las alas del murciélago carnívoro, dando así por terminada la primera de cuatro misiones que tomamos antes en el pueblo Belef, quedando ahora solo tres misiones que completar de camino al hogar de Vorg, y estas eran algo fáciles de hacer si llegábamos a tener más suerte

Además, ahora que salvamos al pueblo fuimos recompensados con buenos tratos y un festín a altas horas de la noche, ya que las personas nos quisieron agradecer por crear un milagro que era digno de quedar en los registros del mismo pueblo

Y solo por si acaso, guarde un poco de comida de esa celebración para Sephirina quien siguió durmiendo hasta el amanecer

El momento de su despertar… fue quizás uno de los más felices que he experimentado desde que llegué a este mundo, un momento de inmensa alegría que no pude contener

Mientras ella trataba de ubicarse a sí misma y recordar que había pasado, casi salte sobre ella para abrazarla en su cama mientras mis ojos se humedecían con lágrimas de felicidad

Por algún motivo, su rostro se puso rojo y empezó a tartamudear mientras la estaba abrazando, además del hecho de que su temperatura subió un poco lo cual me hizo pensar entonces en que podía aun estar enferma o con fiebre, por lo cual con sigilo use [Lectura de estado enemigo], sin embargo, no arrojo ningún resultado fuera de lo normal

Una vez conseguí calmarme y todos expresamos a nuestra forma la alegría de verla bien, procedimos a decirle que había ocurrido en el calabozo del olimpo sangriento

Por suerte las memorias de Sephirina estaban casi del todo intactas, siendo solo incapaz de recordar los últimos minutos de la batalla antes de ser petrificada

Una vez le dijimos lo ocurrido, un leve apagón en sus ojos se vislumbró, siendo este la prueba de que era consciente de haber muerto en combate, o al menos así había sido por al menos un día

Ella también era consciente como todos del peligro que representaba la medusa, así como lo era el ser petrificada por ella, y aunque no lo puede recordar por completo, si sabe que el haberse vuelto una estatua era su culpa en verdad

Cuando dijo esto último, tratamos de disuadirla a cambiar de opinión, ya que ninguno quería que ella pensara algo así, ya que fue gracias a su valentía y arrojo que esa batalla se pudo ganar. Y que éramos nosotros quienes queríamos pedir perdón con ella por no haber sido capaces de protegerla en aquel momento

Los tres cargábamos con una culpa muy difícil de asimilar, así como de explicar, pero hicimos lo mejor posible para que ella entendiera que no hizo nada malo durante esa batalla

Y después de una ajetreada discusión en donde ninguno quería que otros aceptaran la culpa de aquel resultado, llegamos al acuerdo de que todos y cada uno, dio su mejor esfuerzo en aquella batalla, y que la próxima vez lucharíamos mucho mejor ya fuese de manera individual o como equipo

Una vez los cuatro llegamos a un acuerdo, decidimos decirle a Sephirina que pronto partiríamos al siguiente pueblo camino a Runser, y que solo esperábamos a que se despertara para así emprender nuestro viaje

Una vez se quiso levantar de la cama, Vorg y yo nos dimos la vuelta algo nerviosos ya que nos costaba ver a Sephirina en ese entonces, y la única que no se volteó fue Valupla, quien hizo el detalle de indicarle a Sephirina el estado actual de sus prendas, las cuales eran unas bastante ligeras debido a que su traje de elementistas se encontraba ahora destrozado y manchado de su sangre, además

Si se trataba de un traje, podría entonces repararlo si usaba la habilidad [Artesanía] que termine consiguiendo recientemente, y gracias a que en el pueblo conseguí una tienda que ofrecía un set de costura básico, sería capaz de arreglar el traje para hacerlo una vez más útil para el combate

Dárselo a un profesional nos haría perder otro día de viaje, y el tiempo que teníamos era ahora muy poco, ya que por cada día perdido aquí, el pueblo Runser podría terminar quedándose sin habitantes que salvar. Es por eso que decidimos esperar a que se cambiara por otro traje más apropiado para así salir e ir en búsqueda de nuestra carroza. No sin antes ser echados a la fuerza por parte de Sephirina quien no pensaba cambiarse de ropa en frente de dos hombres adultos. Valupla en cambio permaneció inmóvil y la observo cambiarse sin decir nada, teniendo muchas cosas en mente como para preocuparse por algo tan sencillo como un cambio de ropa

Una vez estuvimos listos dejamos la posada de la señora que nos acogió en agradecimiento por nuestra labor, y partimos al establo donde estaba almacenada nuestra carroza con nuestros Bolgaris también

Allí solo tuve que pagar un par de Dekars para cubrir los gastos de dos días de cuidado de la carroza y los Bolgaris. Un precio algo elevado, pero apropiado para mí ya que no me importaba pagar un poco más con tal de tener bien cuidada mis cosas, y ya que todo lo almacenaba en el [Almacén de objetos] no había nada aquí que temiera perder o ser robado

Una vez tomamos nuestra carroza subimos a esta para así conducirla y emprender el camino para salir y dejar este pueblo detrás, así como a su gente la cual nos agradeció una vez nos reconocieron al pasar por las calles, siendo sus agradecimientos, algo bueno para variar

La sensación de que le agradas a la gente que te ve pasar, es algo refrescante, en especial para Valupla quien solía ser vista con odio por la gente, pero esta vez las miradas de agradecimiento superaban a las de odio por un amplio margen

Y fue cuando ya estábamos por cruzar el camino que nos llevaría por la salida de pueblo Doko que nos encontramos con un último obstáculo

“¿esos no son…?”

Enfocando un poco mi vista pude distinguir las figuras de dos personas, una joven y otra de edad avanzada, siendo estos Ruriel y el jefe del pueblo, el anciano Babel

Aunque nos habíamos despedido la noche anterior de ellos, parecía que aún tenían algo que hacer con nuestro grupo, por lo cual hice la señal a Valupla para que detuviese la carroza cerca de estos, y acto seguido presente mis saludos a ambos

“jefe de pueblo, ¿hay algo que podamos hacer por los dos? Ya que estamos con algo de prisa y no nos podemos quedar más tiempo aun cuando queramos”

Baje de la carroza para así entablar la conversación con ambos, aunque era cierto que teníamos el tiempo medido, al menos podría escucharlos si tienen algo que decir

“eso lo sabemos, es un poco triste que tengan que irse, pero queremos darles esto en muestra de agradecimiento por lo que hicieron por el pueblo”

Ruriel quien vestía entonces un vestido más hermoso que el que usaba cuando la conocimos, se acercó y me entrego una cesta con varios frascos en su interior

Con [Lectura de objetos] pude saber que estas era pociones HP y MP de bajo grado, así como algunos remedios para curar los estados alterados, que juntos valían una gran cantidad de Dekars para los aventureros

“estas son muchas cosas… no sé si estará bien aceptarlo”

Me sentí algo incomodo, ya que el salvar al pueblo no lo hicimos esperando alguna recompensa al final, ya que después de recuperar a Sephirina, no había recompensa que me pudiese alegrar aún mas

Aunque quizás debí preguntar al grupo si debíamos de tomarlas, pero ninguno parecía querer responder o decir algo sobre el tema. Prácticamente me estaban dejando a mí la decisión de aceptarlas o no

“es un regalo de parte del pueblo, en especial de quienes pudieron devolver a la vida gracias a su ayuda, queremos que quienes salvaron a nuestro pueblo puedan darles un buen uso a estas, y si por casualidad las llegan a necesitar, este pequeño obsequio pueda hacer la diferencia, como ustedes la hicieron para nosotros”

Cuando estaba por ofrecerle de nuevo la cesta la misma Ruriel empujo la misma hacia mi obligándome a aceptarla, haciendo que con pena guardara está dentro del [Almacén de objetos]

Fue entonces que el anciano Babel se acercó y luego de verme a mi dirigió su mirada a Sephirina, quien estaba asomada en la parte trasera de la carroza

“la hechicera de cabello plateado, ¿puedes bajar aquí un segundo?”

“ah… ¡sí!”

Sephirina paso de la parte trasera a la delantera y bajo de la carroza con su grimorio en mano, así como su bastón que estaba levemente dañado por el combate contra la medusa

Cuando estuvo frente al anciano Babel se mantuvo callada, y espero a que este dijera cualquier cosa sobre ella

“… ¿cuál era tu nombre niña?”

Por un momento, mis piernas perdieron fuerzas, haciendo que me tambaleara luego de escuchar su primera pregunta, siendo que este había dado su discurso la noche anterior y había dicho su nombre con claridad

Empiezo a tener serias dudas sobre si este abuelito está senil o solo aparenta

“mi nombre es Sephirina Bartens señor”

Haciendo una pequeña reverencia al anciano Babel este la observo por un momento, para así balancear su bastón hacia atrás, y así propinarle un golpe en la coronilla de su cabeza, tomando a todos por sorpresa, ya que fue con la suficiente fuerza para hacerla incoarse de dolor

¿¡QUE ESTABAS PENSANDO AL SALTAR DE ESA FORMA Y PERDER TU VIDA EN LA BATALLA!?

Alzando su voz, el anciano Babel volvió a dar un regaño como el que me dio a mí el día anterior, solo que esta vez era con Sephirina

“¡se supone que eres una hechicera, pero fuiste directo a un monstruo que casi te mata, ¿¡que pensaste que podrías hacer al tirar tu vida de esa forma!?”

El regaño fue implacable, haciendo que la misma Sephirina se quedara callada y escuchara al señor sin palabras con las que responder

A decir verdad, parte de mi quería regañarla también por arriesgarse de ese modo, pero la felicidad de verla bien, había hecho que lo olvidase. Sabiendo además que de no haber hecho eso, es posible que ninguno del grupo siguiera con vida

“yo… ¡solo quería salvarlos a todos!”

Sephirina, quien seguía con la mirada baja, no tardó mucho en responder a su pregunta, aunque era más regaño que pregunta

“era una situación desesperada… nadie podía actuar más que yo… si no intentaba ayudar… entonces todos habríamos podido morir… no quería ver a mis compañeros morir sin tratar de hacer algo para impedirlo… no quiero volver a ser una inútil nunca más…”

Su respuesta, fue algo que genero pesar en mi pecho, ya que a pesar de que muchos habrían tomado esta oportunidad para renunciar al oficio y buscar un método más seguro para vivir, ella sigue con la voluntad para seguir luchando. Eso es algo que no todos pueden hacer o decir

“… bien dicho muchacha, no habría aceptado otro tipo de respuesta”

Usando su bastón para levantar su rostro, este miro a la muchacha fijamente a los ojos para así después de un largo silencio encoger el mismo bastón a un tamaño reducido, y así arrojarlo hasta Sephirina quien lo atrapo estando de rodillas en el suelo

“eso que tienes ahí es el báculo de expansión, mi más preciada reliquia, y un instrumento que utilice bastante en mi época de aventurero… ahora te lo dejare a ti”

¡!

Sorprendiéndome incluso a mí, el anciano Babel hizo un ofrecimiento que seguro era difícil de rechazar, ya que hasta donde podía ver con [Lectura de objetos], este era un instrumento bastante codiciable

32.jpg

Con un arma como esa, la ofensiva de Sephirina alcanzaría un nuevo nivel que compensaría por completo su falta de ataques físicos, y no solo por su ataque físico normal, sino también por el número de enemigos que podría retener con solo ese bastón

“pero este bastón es…. No puedo tenerlo señor, es demasiado valioso para que yo lo reciba”

Dijo esto con la mayor seriedad posible, aun cuando era obvio que un arma así la haría mucho más versátil en el combate y más poderosa al conjurar hechizos

“no le des tanta importancia, este báculo esta mejor en manos de una aventurera que le pueda dar su correcto uso, incluso lo puedes usar para golpear a ese líder que tienen, no tengo problemas con ello”

… yo si tendría problemas si usara el báculo para tales propósitos, por favor no le meta ideas extrañas a Sephirina anciano Babel

“…comprendo, en ese caso aceptare este báculo y todo lo que conlleva el ser su dueña… ¡prometo que no lo decepcionare!”

Dicho esto, Sephirina se puso de pie e hizo una reverencia al anciano Babel a manera de respeto, demostrando así que entendía el peso que caía sobre ella al aceptar el báculo

Este báculo era de madera, pero no lisa como uno podría esperar, sino áspera como si aún estuviese con vida, era un arma que podía entender la voluntad de su usuario, y mientras esta reconociera a su usuario como alguien hábil en su tipo de arma, esta respondería al pensamiento de su portador

Un arma excepcional, al nivel de estar en la colección de armas del mismo Astaroth… Solo espero no tome en serio la idea de usarlo en contra de mi…

“y con respecto a ti muchacho… solo hay una cosa que tengo que decirte antes de dejarte ir”

Al sentir su aguda mirada sobre mí, y mientras Sephirina volvía al interior de la carroza, decidí dar un paso adelante y encararlo para oír lo que tenía que decir

“tu… muchacho…”

Trague saliva y sentí nervios al detectar un aura de seriedad provenir del anciano Babel, preparándome mentalmente para lo que me fuera a decir

“… ¿cuál era tu nombre otra vez?”

-Horas después

-Ruta desierta, Tierras de Ebelmonte

Había pasado un rato desde que dejamos el pueblo Doko atrás, y continuamos nuestro camino al próximo pueblo, el cual era bastante cercano al pueblo Runser para nuestra suerte

El plan de Vorg, al momento de escapar del bosque que mantenía incomunicado a su pueblo del mundo entero, era llegar a este próximo pueblo, y desde ahí hacer una solicitud a los aventureros para que se adentraran en la niebla y los pudieran salvar a todos

Claro que dicho plan no se llevó a cabo debido a su captura y próxima esclavización, y esta podría ser la primera vez que Vorg pueda visitar este nuevo pueblo desde hacía ya mucho tiempo

Pasando a otros asuntos, mientras seguíamos avanzando en la ruta preestablecida al próximo pueblo, yo hacia el intento por arreglar mis pantalones ya desgastados, los cuales ya habían librado demasiadas batallas y habían resistido una gran cantidad y tipos de daños

Si tuviera que describir su estado actual entonces podría decir que tiene más remaches que pantalón. Y a pesar de que tenía otros pantalones hechos en este mundo, ninguno era más cómodo que un par de jeans de mi propio mundo, al menos a la hora de combatir o simplemente al caminar por las calles

Si lo pienso bien, me gustaría tener la habilidad que tenía mi madre para arreglar las prendas rotas, ya que con los varios daños que le hacía a mi ropa durante mi niñez, ella siempre encontraba la forma de hacer que se vieran como nuevos

Si ella estuviera en este mundo, estoy seguro que tendría habilidades como [Cocina] y [Costura] en Lv MAX ya que, desde pequeño, ella era una experta en todo, y siempre intentaba enseñarme a ser autosuficiente, aunque a veces yo era necio y no le hacía caso

… supongo que son en estos momentos, que puedo permitirme recordarla, a ella y a la familia que tanto quería entonces…

A pesar de que ha pasado más de medio año desde que llegue a este mundo, mis recuerdos de mi familia aún siguen presentes, y los rostros de estos siguen vivos dentro de mí, a pesar de que ya nunca podré volver a verlos

Ya que me hice el juramento cuando llegue de permanecer en este mundo y encontrar cual es mi propósito en este, así sea que yo mismo deba forjarme un camino, o si encuentro un destino que llevar a cabo, no dejare este mundo mientras este en mi poder el decidirlo

Ya que, aunque tengo preciados recuerdos de mi hogar, también los tengo en este mundo, así como amigos y compañeros que no puedo dejar atrás, no hasta que decidan empezar sus propios caminos sin mi presente

Tengo responsabilidades con el pequeño bebe ciervo, y la promesa de devolver a Valupla al continente oscuro, así como ayudar a Runser a salvar a su pueblo

Hasta que no cumpla con esas cosas y otras más, mi tiempo en este mundo no habrá encontrado su final

“todo en orden joven maestro?”

Volviendo a la realidad, me encontré con Vorg, quien había decidido sentarse a mi lado mientras me encontraba sentado en el borde trasero de la carroza, dejando mis pies sobre el aire mientras tiraba rocas a lo lejos

Esto lo hacía para mejorar lo más pronto posible mis habilidades de mapeo. Enviando múltiples proyectiles con [Rastreo] en varias direcciones, expandía mi visión del terreno a la vez que me sumergía en mi pensamiento

“todo bien Vorg, solo trato de entrenar un poco una habilidad”

“comprendo… aun así, pienso que debería descansar un poco más joven maestro, o el estrés podría hacer que se debilite”

¿estrés?… supongo que podría ser cierto, ya que últimamente [Resistencia al estrés mental] ha ido adquiriendo experiencia y pronto volverá a subir de nivel. Después de todo, acabamos de reponernos de la muerte y resurrección de una compañera, siendo eso una gran carga emocional para cualquiera, incluyéndome claro esta

Valupla ha sabido reprimir sus emociones, y se mantiene ocupada conduciendo la carroza, mientras Sephirina se encarga de cuidar y mantener entretenido al pequeño Fah, quien se mueve por la carroza con deseos de explorar todo, lo cual lo hacía en verdad juguetón

Y Vorg…. bueno, Vorg se ve que está bien, aunque no deja de mirarme mientras pienso en algo que responderle

“supongo que puedes tener razón… aunque prefiero mantenerme ocupado para así mantenerme alerta… de otro modo podríamos ser tomados por sorpresa otra vez”

Cuando dije esto hacía referencia a varios momentos que vivimos los cuatro juntos en el último calabozo. A pesar de que estábamos alerta, fuimos sorprendidos por el enemigo, y por algo así casi perdimos nuestras vidas. Tenía que mejorar mi [Prevención del peligro] si quería ser capaz de reaccionar a tiempo al próximo ataque sorpresa que fuéramos a recibir

“puede dejarme a mí el estar alerta, usted debería descansar más, no creo que haya dormido mucho desde que dejamos el calabozo, ¿o me equivoco?”

… Rayos, Vorg es más perceptivo de lo que quisiera que fuera… efectivamente, desde que dejamos el calabozo, solo he dormido unas cuatro horas, habiendo resuelto todo para el viaje, y habiendo hecho la búsqueda de todo lo que necesitábamos para partir, apenas he reposado los ojos, y es solo por mi elevada resistencia que puedo aparentar el estar normal

Aunque Vorg vio más allá de eso, lo cual me dejaba cierto malestar, así que trate de cambiar el tema antes de que me mandara a dormir

“estoy bien, en vez de descansar preferiría que me contaras más del lugar al que nos dirigimos, hasta donde sé el pueblo cercano al tuyo se llama Milt, ¿cómo es este?”

Traté de obtener información del pueblo de Vorg por medio del anciano Babel y los sabios del pueblo, pero no conseguí nada más que rumores, sobre un cumulo de tormentas y nubes negras sobre el área del pueblo Runser, o sobre los sonidos del rugir de bestias demoniacas tras la espesa niebla que rodeaba el bosque alrededor del pueblo

Nada sobre algún sobreviviente o alguien que lograse escapar del pueblo, así como lo había hecho Vorg, lo cual no eran buenas noticias en verdad

“el pueblo Milt es algo pequeño en realidad, su comercio no varía mucho de los pueblos alrededor, sin embargo, poseen un gremio de aventureros modestamente grande, ya que son los intermediarios para recibir peticiones de los herreros de nuestro pueblo”

“¿reciben peticiones?… no es más fácil ir a Runser y buscar a algún herrero para pedir sus servicios?

“eso no se puede, ya que la cantidad de personas que quieren armas de Mithril es enorme, se necesita de un permiso especial otorgado por el gremio para que así un aventurero pueda solicitar la fabricación de la misma”

Esas palabras me desalentaron un poco por el momento, así que decidí indagar un poco más en ello en vez de preguntar por el pueblo

“¿por casualidad no sabes que se necesita para recibir el permiso de ordenar un arma de Mithril?”

Ante esta pregunta, Vorg se me quedo mirando de brazos cruzados, para luego mirar al frente y soltar un suspiro

“mi oficio era ser un cazador y un hombre de trabajos múltiples, así que no estoy muy enterado de los requisitos para dicha arma… solo que se requiere una absurda cantidad de Dekars para conseguir una, quizás sus valores alcancen los Derks, y por supuesto, también se debe de poseer un Rank suficiente en el gremio de aventureros, solo aventureros Rank B pueden solicitar el arma de forma legal. Esto es para evitar que cualquier individuo peligroso le dé un mal uso a estas arnas que son el orgullo de nuestro pueblo”

… ¡¡Oh por favor!!

¿¡significa que debo esperar a subir de Rank para así pedir una de estas armas!? El jefe de la herrería central en el pueblo Belef no me dijo nada de esto… base todo este viaje pensando que podría conseguir mi preciada arma con facilidad…

En fin, supongo que sí es la única forma de conseguirla, tendré que aguantarme y esforzarme porque al menos yo o Sephirina subamos de Rank en el gremio… y quien sabe, quizás consiga un golpe de suerte o me recompensen de la misma forma que con Sephirina en esta ocasión

Lo cual me hizo recordar las misiones que nos quedaban pendientes hasta ahora. Si las completábamos estaríamos más cerca de subir a Rank C, y así podríamos aceptar mejores misiones y subir más rápido de Rank, aunque es un objetivo secundario, no hago mal en recordarlo

En el camino por el que viajamos, aún es posible completar las misiones, pero la prioridad sigue siendo llegar pronto a Runser, así que estas quedaran en segundo plano por ahora…

Ugh…

¡!

“joven maestro… como pensaba, usted no ha dormido nada ¿no es así?”

Esto lo dijo Vorg justo después de sostener mi brazo e impedir que me cayera de la carroza cuando me balancee al frente por el cansancio que tenia

Aunque era duro de admitir, mi resistencia estaba por llegar a su límite, y la prueba de esto fue el que cayera dormido hace unos segundos, aun cuando trate por todos los medios de mantenerme consciente

Quizás debería dormir un poco, después de todo ya no estamos en un sitio peligroso como lo era aquel calabozo del olimpo sangriento… quizás debería descansar y dormir unas horas al menos

“… supongo que descansare un rato entonces, ¿puedo encargarte el vigilar?”

“solo vaya a dormir joven maestro, si sucede algo lo despertare”

Luego de escuchar esto, cabecee y decidí hacerle caso a Vorg, quien era una persona confiable una vez se le encargaba alguna labor, sea cubrir nuestras espaldas o hacer de vigía, era un miembro útil para el grupo

Mientras me acomodaba y acostaba sobre uno de los asientos de nuestro transporte, una fugaz preocupación me abordo. Sobre qué sería de nosotros una vez Vorg tuviera que dejar el grupo, ya que una vez salvemos su pueblo, lo más probable es que su deber con nosotros acabe también. Y aun cuando ha sido corto el tiempo que compartímos con él, no quisiera verlo partir del grupo, no cuando por fin he experimentado lo que es formar parte de un grupo verdadero

Y teniendo esa idea en mi cabeza, me deje llevar por mi buen amigo Morfeo para así viajar a la tierra de los sueños, y así experimentar el descanso que a gritos pedía mi cuerpo

-Varias horas después

Soy un hombre que ama dormir, y no poder hacerlo en los últimos días de la forma correcta fue un tormento para mí, así que el usar [Equilibrio estático] para dormir sin que me perturbaran las vibraciones del vehículo fue una de mis mejores ideas desde que compre esta carroza, sin embargo, este placido sueño que estaba experimentando estaba siendo forzado a parar por algún agente desconocido

Era una sensación húmeda sobre mi rostro… ¿Lluvia quizás? No, es como si hubiesen pasado sobre mi rostro un trapo húmedo… y la sensación de algo en mi mejilla que me lamia de forma repetida me estaba alejando del sueño al cual ya me había empezado a encariñar

Un poco molesto por ser despertado abrí los ojos para así encontrarme con el pequeño Fah, quien me veía de forma juguetona mientras lamia mi mejilla como si esta fuera algún dulce

“basta, para ya Fah, ¡no sigas!”

Fue incomodo el tener que parar a Fah con mis manos para apartarlo de mi rostro, hasta que por fin me pude incorporar y recibirlo en mis brazos cuando salto sobre mis piernas como lo hace un perrito con su dueño queriéndolo llenar de afecto

“Ugh… ¿no se supone que Sephirina o Valupla debían cuidarte por la tarde?”

Dije esto preguntándole a Fah, sabiendo que no me respondería por ser un ciervo recién nacido, aunque sería genial que pronto aprenda a comunicarse como lo hizo su madre tiempo atrás

Cuando me di cuenta de que la carroza se había detenido me percate también de que era el único en ella, haciendo que por un momento pensara que habíamos parado para almorzar o algo así

Claro que esa premisa que tuve no podía estar más alejada de la realidad, y me percate de eso una vez asome la cabeza a la parte del frente del vehículo

Al hacerlo me encontré a mis compañeros rodeados y en guardia en contra de una gran cantidad de hombres armados. Estos vestían prendas de distinto color, más sus rostros estaban cubiertos de forma que era imposible el poder identificarlos, pero la mayoría tenía al menos una espada en manos, algunos tenían escudos o dagas en cambio, y a lo lejos por querer buscar, me percate de dos arqueros escondidos entre los arboles

Si no me equivoco, esto es un verdadero encuentro con bandidos del camino… ¡mi primer encuentro con bandidos del camino!

Algo que sucede tarde o temprano en las historias de fantasía, la aparición de un grupo cualquiera con la intención de asaltar y robar a las personas que viajan en una carroza cualquiera

Normalmente, cuando aparecen en las historias que he disfrutado, suelen ser fácilmente derrotados por los protagonistas, pero en esta ocasión me estaba ocurriendo a mí en la vida real, y sin mentir, lo había estado esperando con ansias, la oportunidad de medirme contra unos bandidos y así aplastarlos con mi poder, como todo buen aventurero sabe hacer

“bandidos de verdad, ¡qué emoción! ¡Siempre quise enfrentarme a algunos en estas circunstancias!”

Hable en voz alta a propósito para así llamar la atención de los mismos, en especial de los que estaban cerca de la carroza, para así esperar a que se acercaran y así dar inicio a la batalla

“¡vayan a por él!”

Un hombre de alta estatura, quien denotaba un aura de liderazgo entre ladrones, fue quien dio la orden de atacarme, y en el fondo se lo agradecí, ya que me ahorraba la molestia de ir tras los bandidos e iniciar el combate

[Almacén de objetos]

[Auto equipamiento]

Ya que estaba algo falto de armas, y no encontré ningún repuesto para mis sables cortos en el pueblo Doko, tuve que sacar un par de dagas de acero y sostenerlas con la hoja invertida para esperar el momento para atacar, equipándome al instante con mi armadura de siempre, listo así para combatir

¡SWING!

Pero para variar, mi momento de brillar se fue tan rápido como llego, ya que un par de flechas disparadas a las espaldas de ambos rufianes hicieron que cayeran inertes al suelo

Este ataque provino obviamente de Valupla, quien sin titubear los ataco en un punto vital, prácticamente perforando sus corazones y liquidándolos al instante… algo sutil pero efectivo debo decir

“déjenos pelear esta vez joven maestro”

“así es, déjanos tener una oportunidad de mostrarte nuestro crecimiento hasta ahora”

“nosotros nos haremos cargo amo”

… ah… al parecer los tres mientras dormía llegaron a un consenso, de librar esta batalla sin pedir mi ayuda… supongo que es su forma de comprobar si han crecido después de sobrevivir al calabozo del olimpo sangriento

Quería replicar en protesta por querer acaparar la oportunidad de luchar contra bandidos de verdad, pero me contuve al sentir a Fah lamiendo mi mano, queriendo llamar mi atención

Un súbito flashback paso por mi cabeza, del recuerdo de la madre de este y de la promesa que hice de cuidar de él. Al recordarlo solté un suspiro y me senté de mala gana para así cargar en mis brazos al pequeño Fah y así acariciar su pequeña cabeza mientras les brindaba una mirada de aprobación

“bien, hagan lo mejor que puedan, pero si alguno recibe una herida grave intervendré, y no los dejen escapar tampoco, podría ser un problema si vienen después por venganza”

No es que fuese un problema si aparecían en un mayor número, ya que [Lectura de estado enemigo] me dejo ver que ninguno superaba el Lv 10, a excepción del que parecía líder quien tenía Lv 15, ese era el único que consideraba peligroso además de los arqueros escondidos a la distancia

No me hacía feliz, pero supongo que no puedo siempre luchar todas las batallas, a veces solo debo quedarme observando y ver como los demás lo resuelven, de otro modo dependerán siempre de mí y eso les creara un mal habito

“¡Malditos bastardos! Vamos a enseñarles a no subestimar a los colmillos salvajes, ¡a por ellos muchachos!”

¡si!

El líder de estos se mostró enfadado una vez hice entender que ellos tres podrían con todos ellos por lo cual dio la orden de atacar a los tres en grupo, pensando que con solo números podrían derrotar a mi equipo

“Pobre… pobre ingenuo… ¿uh? ¿Dijo colmillos salvajes?”

Sintiendo que ese nombre me parecía haberlo escuchado en algún lugar revise las misiones que nos quedaban pendientes, para así encontrar la que me hizo recordar quienes eran estos sujetos

16.jpg

Así que estos son los bandidos que la misión nos había pedido, hablando de golpes de suerte…

Supongo que por esta ocasión puedo sentarme y ver como los tres lo resuelven después de todo soy un amante de las historias, y en especial, más que luchar, prefiero ser un observador de estas

Y lo mejor de todo era que la batalla ya había empezado

[Disparo de agua]

Sephirina quien estaba usando un vestido sustituto a su usual vestido de batalla estaba lanzando hechizos de grado bajo y medio a diestra y siniestra, separada de Valupla y Vorg y luchando por su cuenta con al menos seis o siete bandidos a la vez

[Disparo de agua]

No… eran seis ahora

“maldita hechicera, no pienses que te dejaremos hacer lo que quieras”

Un bandido cualquiera hizo una seña a otros tres que tenía a su lado para así empezar a correr a la vez y algo separados hacia Sephirina, quien estaba ahogando a un par de estos con [Esfera de agua]

Cuando estaba por advertirle de este ataque en grupo la misma se dio la vuelta e hizo un rápido cambio de grimorio a báculo, empuñando ahora el báculo de expansión que el anciano Babel le obsequio el día de hoy

¡!

De forma inesperada, Sephirina cambio su postura recta y de pie a una agachada aplicando todo su peso para aferrarse al suelo mientras giraba hacia la izquierda y hacia al báculo extenderse lo suficiente como para derribar a los cuatro hombres de un solo golpe, sosteniendo el mismo con la suficiente fuerza como para derribarlos y mandarlos a volar conta una de las paredes de roca que había a nuestro alrededor

Para una hechicera… eso fue algo inesperado en verdad, y estoy casi seguro que cargo el báculo con MP al momento del golpe, ya que algo en ella cambio de forma muy notoria…

Dejando eso por un momento, los demás están teniendo cierta facilidad también para derribar a sus oponentes

[Tiro certero]

Valupla lleva al menos cinco enemigos derribados a su alrededor, todos atravesados por flechas normales en sus frentes, alguna hasta atravesando la parte de atrás de su cabeza habiendo perforado sus cerebros de lado a lado y causándoles la muerte instantánea

“¡maldita mujer demo-!”

¡SWING!

Antes de que el hombre corpulento con un hacha pudiera terminar esa frase, Valupla lo silencio disparando una flecha curva que se incrusto al lado de su nariz y atravesó su boca desde el paladar hasta su barbilla e incrustándose en su garganta, haciendo que el mismo no pudiera abrir la boca sin jalar o desgarrar su cuello y hacer más rápida la pérdida de sangre causada por la herida

“los animales no deben de hablar…”

… esa frase acompañada de ese disparo hizo que la piel se me erizara por un instante, estoy casi seguro de que esa frase Valupla la escucho de alguna persona que se lo dijo en el pasado… y que lo dijera en estas circunstancias y después de aquel ataque la hicieron ver como una mujer que no querrías molestar bajo ninguna circunstancia

Aun cuando era de la raza demonio, la precisión de sus flechas debía de competir con la de los elfos al punto que, de no ser por el color de piel, uno la podría confundir fácilmente con un elfo, e incluso según recuerdo, las mujeres como ella en algunas historias se las consideraba una variante de las elfas oscuras de piel marrón

Si no fuera por su cola que se enrolla alrededor de su pierna a la hora de pelear y sus pequeños cuernos oscuros, entonces yo mismo la habría confundido con una elfa. Es una suerte que [Lectura de estado enemigo] me evite cometer esa malinterpretación de raza

¡STAB!

Agh… eso debió doler bastante… supongo que sin importar si es a corta o larga distancia, Valupla es una guerrera letal en todo sentido, ya que no tuvo problemas en derribar a ese sujeto al cortar su garganta una vez se aproximó para luego mandarlo a volar con una patada

Uno pensaría que lo golpearía con su arco, pero ella es de las que cuida sus armas con extremo cuidado, al punto en que muchas de sus flechas las ha utilizado al menos cinco veces antes de romperlas por su sobre uso

¡!

“¡Valupla!”

Grite su nombre al momento en que me percate de las dos flechas que fueron disparadas casi simultáneamente por los arqueros ocultos en las cercanías, ambas apuntando a ella como objetivo

La precisión y velocidad de estas eran buenas, pero aún podría detenerlas si actuaba ahora

… no, ella puede con esto

Las flechas estuvieron en su campo de visión por varios segundos, lo cual le facilito el prever su trayectoria y atraparlas en el aire, para así guardarlas dentro de su saco de flechas que seguía en su espalda

Los mismos arqueros e incluso yo quedamos sorprendido por tal destreza, lo cual le dio a ella la oportunidad para devolver las mismas flechas lanzadas esta vez con su arco, incrustándose estas en sus hombros y clavándolos a los troncos donde estaban montados

En serio… no estoy seguro si yo sería capaz de tal precisión… subir de nivel con estadísticas altas como base, debe generar este incremento… increíble

“¡Todos contra el!”

Por otro lado, Vorg era el que estaba enfrentando a más adversarios, y eliminándolos al momento en que estos se acercaran, ya que las hachas del guerrero Kobold eran lo suficientemente grandes como para degollar a varios bandidos a la vez si estos se encontraban en su radio de alcance

Y cuando trataban de atacar, Vorg podía bloquear sus armas con las hendiduras en las hachas o por medio de su escudo brazal de acero oscuro, para así liquidarlos con un ataque horizontal o vertical de su mano libre

Si tuviera que usar una palabra para describir a Vorg… seria Berserker… ya que más que un tanque, este los estaba haciendo retroceder sin darles siquiera una oportunidad para atacar

“maldita sea… ¡todos estos sujetos son unos monstruos!”

Jaja… no estoy seguro de quien lo dijo, pero quizás sea una forma apropiada de decirlo, ya que dos de ellos están por encima del Lv 40 y la tercera esta por alcanzar dicho nivel… la gente normal no alcanza tales niveles de forma tan repentina, así que lo mejor sería no revelar el método para nivelar que utilice en ellos… supongo que será un problema cuando tengamos que actualizar nuestras tarjetas de gremio

En fin, problemas para otro día, será mejor que me centre en el combate, que parece ya estar llegando a su final. Y aunque es en verdad emocionante el verlos combatir, siento que hay algo que falta en este punto

Ya que, aunque estoy viendo los estados de todos a la vez, y veo como el HP de los bandidos decae a 0 gradual o de forma inmediata, siento la necesidad de saber el daño real de sus ataques

Ha… como desearía poder ver el daño de los ataques como en los MMORPG, seria en verdad increíble…

*VENTANA DE ESTADO LV 4-5

*HABILIDAD: LECTURA DE DAÑO ADQUIRIDA

*SUBMENU CRIANZA ADQUIRIDO

*TITULO: DOMADOR DE BESTIAS ADQUIRIDO

*TITULO: CRIADOR DE BESTIAS ADQUIRIDO

*TITULO: EL QUE VE LAS HERIDAS ADQUIRIDO

… ¿eh?… ¿¿¡¡EEHHH!!??

Que… ¿¡que rayos!?… ¿¡otro de esos incrementos aleatorios volvió a pasar!?

¿Por qué solo ocurre cuando no los estoy esperando?… ahh… ya estoy cansado de que estas cosas pasen en contra de mi voluntad… sea quien sea el que decidió este sistema de nivelación, debe de disfrutar el meterse conmigo

Dejando a un lado la frustración que me causaba el no poder predecir a voluntad cuando estos aumentos de nivel aparecerían, busqué concentrarme en el combate, y ya que parecía ser una buena oportunidad para probarla, decidí utilizar esta nueva habilidad que acabo de adquirir

[Lectura de daño]

11.jpg

¡¡!!

Kgh… ¡Mi cabeza!… mucha… información… ¡¡AAGHH!!

[Reestablecer]

Sintiendo como mi cerebro se estaba por derretir por tanta información, use mi instinto y apague todas mis habilidades de golpe, aun cuando esta significaba diezmar un poco mi resistencia

“ha… ha… dios… pero que terrible idea… fue esa… agh…”

Mi cabeza dolía un montón en ese instante, como si hubiese sido golpeado al instante con un centenar de golpes al rostro, o como si hubiese comido lo más frio que pudiese existir y mi cerebro se hubiera congelado al instante. Podía sentir mi cabeza palpitar mientras tenía mis manos sosteniéndola, buscando el mantener la consciencia después de ese repentino golpe de información

Es la primera vez que combinar habilidades me provoca este resultado, y no pensé que fuese a resultar así, ya que lo que utilicé a la vez, fueron [Lectura de estado enemigo] [Aumento de concentración] y [Lectura de daño]. Por lo general soy capaz de manejar una gran cantidad de información en mi cabeza, gracias a mis altas estadísticas de INT y RES más [Resistencia al estrés mental] el pensar en diferentes cosas a la vez solo provocaba una leve migraña hasta ahora

Pero lo que experimente ahora fue completamente una oleada de información, no solo de los que seguían luchando, sino de los que yacían muertos en el suelo, y no solo fueron datos numéricos los que llegue a ver, sino también datos escritos que no fui capaz de comprender por estar viéndolos todos a la vez

Es un poco decepcionante, pero parece que soy incapaz de usar esta habilidad de momento, ni siquiera sé si puedo utilizarla sobre un objetivo único que no esté luchando. Una habilidad que muestra más información de la que puedo procesar en el combate

Esta habilidad se ha robado mi atención de momento, pienso que es algo que deberé de practicar cuando tenga la oportunidad, pero por ahora estará sellada y evitare usarla bajo cualquier circunstancia, ya que no podría luchar bajo ningún termino con este dolor de cabeza que poco a poco se va disipando, en parte por las lamidas del pequeño Fah  que parecían tener algún efecto anestésico a mi dolor de cabeza, y eso era de ayuda… sino tuviese que agachar la cabeza para que este pudiera lamer la zona afectada, en este caso mi cabeza

*HABILIDAD RESISTENCIA AL ESTRÉS MENTAL LV 4-5

… ignorare ese incomodo incremento y tratare de concentrarme en lo que tengo de frente, siendo que ya los tres habían barrido el piso con casi todos los bandidos alrededor, con excepción del jefe de estos quien aun con su alto nivel en comparación a sus secuaces, decidió huir hacia el bosque a toda velocidad

¡SWING!

[Chorro leve]

Lástima para el que no era lo suficientemente rápido como para evitar una flecha y un proyectil acuático que lo golpearon en ese orden, para así detenerlo y hacerlo estrellarse de cara contra un tronco, quedando así inconsciente y con la nariz rota

Una buena forma de acabar un combate debo admitir, además de que el líder tuvo una mejor suerte que los arqueros que tenía lejos ya que estos tenían dos flechas incrustadas, siendo las segundas las que golpearon un órgano vital dándole fin a sus vidas

“buen trabajo todos, fue una buena batalla”

Dije esto mientras bajaba de la carroza para felicitar a los tres

“me alegra haber cumplido con las expectativas del amo”

“ahora mismo, soy lo suficientemente fuerte para luchar contra personas armadas sin problemas, ,todo gracias a su apoyo joven maestro”

Ambos Valupla y Vorg mostraron su apoyo conmigo, mas Sephirina se había quedado viendo a todos los caídos en combate dándome así la espalda, sin mencionar ninguna palabra hasta que me acerque a ella para hablarle

“lo hicieron bastante bien sin mi ayuda, me sorprendieron bastante, y veo que lograste manejar el báculo sin mucha práctica, te felicito”

Al decir esto me pare a su lado y observe la vista de varios cuerpos derribados y mayormente muertos a nuestro alrededor, siendo que algunos podrían salvarse si usaba [Aura curativa] sobre ellos. Mas no era mi responsabilidad, además de que la petición de misión solo pedía capturar con vida al líder, así que los demás dependerían de su suerte para sobrevivir

Y como estos sujetos ya llevan títulos bastante malos encima, la piedad que tengo o siento por ellos es casi nula. Por eso preferí invertir el tiempo en Sephirina, quien aún actuaba algo extraña después de haberse despertado de la petrificación, y se notaba en ocasiones como estas

“estos sujetos… eran muy débiles en verdad… un simple hechizo basto para derribarlos… ni siquiera me tuve que esforzar en serio”

… las palabras de Sephirina sonaban con algo de lejanía, como si no estuviera consciente de esta realidad, lo cual me preocupaba un poco

“no es que ellos fueran débiles, ellos eran normales en realidad, tu eres la que se volvió fuerte, tan fuerte como para hacerles frente y ganar sin recibir heridas… este es el resultado de tu esfuerzo Sephirina”

Trate de ponerle los pies sobre la tierra al mismo tiempo que la animaba, ya que quería evitar que se le subieran los humos a la cabeza y empezara a confiarse ahora

“comprendo… pero te equivocas Shimon… este poder que tengo ahora, solo lo conseguí por estar cerca de ti, con tus extrañas habilidades para darme la experiencia que tu ganabas… de no ser por ti, estoy segura que no podría haberles ganado con esa facilidad… esto lo logre solo porque te conocí”

Sephirina me miro entonces al rostro y me dedico una sonrisa, pero no una que irradia felicidad honesta, ni una forzada, sino una que transmite su aceptación propia de quien es ahora, y de lo que la convirtió en quien es

Verla poner esa sonrisa me dejaba un poco de tristeza, ya que está siguiendo la ruta difícil para aceptar quien es, afrontando la realidad de que esta fuerza no la gano por sus propios medios y de que en lo que respecta a las batallas, ya había cometido un error que le debió costar la vida. En pocas palabras, es consciente de que desde que me conoció, la suerte que la rodeo ha sido anormalmente injusta, como si estuviese haciendo trampa en la realidad

Y puedo comprender el sentimiento, ya que yo lo he sentido varias veces desde que me volví el que rompió el limite humano, y todo por estas habilidades tramposas que poseo

Este es el enojo que compartimos, el de no sentirnos totalmente orgullosos por nuestro propio poder ya que, de una forma u otra, se nos ayudó a obtenerlo o se nos facilitó demasiado alcanzarlo

“incluso si crees que es injusto, este es tu poder ahora, tuyo y de nadie más, así que tendrás que aprender a aceptar tu fuerza y a vivir con ella, sin llegar a despreciarla… es lo que trato de hacer yo”

Cuando dije esto una reacción despertó en ella, y los demás que estaban cerca empezaron a escuchar nuestra conversación

“eso es algo que siempre quise saber… ¿Cómo fue que te volviste tan fuerte Shimon?… porque la última vez, eras Lv 30 según la tarjeta de gremio… pero no hay forma de que tu nivel sea ese, es imposible”

Vaya… parece que se me fue la lengua en esta ocasión… y por fin hemos tocado el tema de mi verdadero poder

Tanto Valupla como Vorg tenías sus miradas fijas en mí, interesados en saber también del origen de mi poder, ya que en sus vidas no habían escuchado de un humano con mi nivel de fuerza y poder mágico, solo en las leyendas y cuentos habían escuchado de gente así

Quizás… quizás era el momento de abrirme con ellos… quizás deba contarles quien soy en realidad… ya he comprobado múltiples veces que son personas de fiar y que no divulgarían mis secretos si llegaba a pedírselos. Son compañeros con quienes he compartido batallas difíciles y largas, y son las personas a quienes les confiaría mi vida si esta dependiera de ellos

… quiero decirles la verdad, aun si me terminan creyendo un loco, o un mentiroso por no habérselos dicho desde hace tiempo… aun si me termina odiando por ser lo que su raza ha detestado por tantos siglos. Esto último lo pensé en referencia a Valupla, quien posiblemente no tomaría de buena forma que su amo y compañero sea un héroe invocado, uno de los que vino a este mundo para derrotar al próximo rey demonio, quien era el protector de su raza

“… es cierto que soy más fuerte de lo que aparento ser, y que mi nivel es superior a lo que la tarjeta dice, pero no quiero hablar de eso aun… quiero esperar a que salvemos al pueblo Runser para así poder contarles toda la verdad sobre mi… sobre quien soy y por qué tengo estas habilidades”

Dije esto mirando a cada uno por un instante, para así terminar viendo otra vez a Sephirina, quien era la que más quería saber de los tres toda la verdad que mantenía oculta hasta ahora. Con solo verla a los ojos se podía notar que estaba enfadada por que la hiciera esperar

Fue por eso que decidí revelar solo un dato sobre mi

“pero si puedo decir algo… que así como yo los ayude a ustedes… alguien también me apoyo a mí, alguien a quien considero un maestro para mí, cuya fuerza rebasa los límites de mi imaginación… quizás es el ser más fuerte que he conocido hasta ahora… si no fuera por él, por el tiempo que dedico a entrenarme, jamás habría logrado este nivel… así que aunque pase por muchos sufrimientos para alcanzar esta fuerza, le estoy en verdad agradecido por lo que hizo por mi”

Por supuesto, no veía ni detectaba al maestro alrededor, de haber estado presente pero invisible para el resto, seguramente no lo habría alagado tanto, ya que me habría regañado con seguridad o lanzado una mirada severa como solo él las sabe dar

“… comprendo, en ese caso pienso esperar Shimon, para que nos cuentes todo”

Habiendo suspirado y relajando su postura Sephirina dio fin a la conversación y decidió regresar a la carroza para así ocuparse de Fah, quien soltaba pequeños mugidos llamándonos a los cuatro para así volver

“con su permiso amo, quisiera ir a donde estaban los arqueros ocultos, quiero ver si puedo darles un uso a sus flechas y arcos”

Esto lo dijo Valupla esperando mi permiso, mientras veía a la distancia los cadáveres de los arqueros inertes, esperando que estos no dejaran caer nada que ella pudiese utilizar

Feliz por verla actuar normal le concedí el permiso, y le pedí ayuda a Vorg para recoger todo el equipamiento y armas de los bandidos alrededor para así guardarlos con [Almacén de objetos] y así decidir después si los vendería o conservaría. Las armaduras pensé en venderlas, aunque es posible que tenga un uso para ellas, y siendo honesto nunca estoy sobrado de armas, así que me quedaría con todas ellas, incluso tuve la suerte de encontrarme con un par de sables cortos entre los cuerpos de los bandidos, así que les daría un uso apropiado en las próximas batallas por venir

Aun no había sido capaz de tratar el tema sobre su cambio notorio, pero supongo que eso será un tema de conversación para el futuro también

Al menos hasta que ella misma se dé cuenta, o nos desee contar al respecto, no le preguntaría sobre eso que ha cambiado desde que despertó. Sobre el nuevo color que irradiaba uno de sus ojos al usar su magia

“Heterocromia… algo interesante en verdad…”

-Horas más tarde

-Pueblo Milt, tierras de Ebelmonte

Nos tomó al menos medio día llegar hasta el pueblo Milt, dando gracias internamente desde que la distancia entre Doko y Milt no fuer la misma entre el primero y este lugar

Nuestro tiempo fue rápido gracias a los Bolgaris de nuestro transporte habían sido bien cuidados y alimentados de formas que yo desconozco, lo cual me obliga a anotar otra cosa en mi larga lista de cosas por aprender

“ahora que hemos llegado, ¿que deberíamos hacer?”

dije en lo alto lo que pensaba mientras meditaba en las cosas que podríamos hacer ahora para continuar

“podríamos dividirnos, si lo que se necesita es información, Vorg y yo podemos conseguirla, mientras Shimon y Valupla compran cosas que podamos necesitar”

Aquel comentario fue sorprendentemente coherente, y este provino de Sephirina, quien parecía está bastante tranquila además en ese momento

En lo que respecta a obtener información, Valupla y yo somos los menos indicados para obtenerlas, y ya que Vorg conoce el pueblo donde estamos es mejor dejarle a él esa labor

“me parece una buena idea, entonces hagamos eso, nos reuniremos en el gremio de aventureros, nosotros iremos a comprar lo necesario, y Sephirina y Vorg encárguense de llevarlo a él con los guardias del pueblo, si pueden consigan donde hospedarnos también”

Cuando dije eso señalé en dirección a mi espalda a un bulto de carne que se retorcía en el mismo lugar, siendo el jefe de los colmillos salvajes que habíamos capturado en la batalla anterior, a quien teníamos amordazado y atado de manos y pies, para evitar que nos diera problemas en el camino hasta acá. También les entregue una bolsa con cincuenta Dekars para cualquier gasto que pudieran tener durante su búsqueda

“lo llevaremos sin falla joven maestro, alguien que conozco trabaja con la guardia de este pueblo, así que buscare preguntarle que ha sido de mi pueblo”

“perfecto… ahora solo falta algo que resolver…”

Dije esto mientras veía en la parte trasera al pequeño Fah, quien estaba al cuidado de Valupla pero que salto de su regazo para olfatear al criminal atado y así volver al regazo de ella una vez se asustó por sus sacudidas violentas

“podemos llevarlo con nosotros amo, me asegurare de mantenerlo conmigo”

Aunque era algo inusual, Valupla parecía feliz cuando tenía en brazos al pequeño Fah, quien al tener el tamaño de un perrito era fácil de cargar y llevar

Supongo que no haríamos mal en llevarlo con nosotros, aunque hay algo que debo de hacer antes

[Almacén de objetos]

“bien, lo llevaremos, pero al menos hay que darle algo para que lo reconozcan como un monstruo domado, ata esto alrededor de su cuello”

Sacando del aire un pañuelo de color rojo con bordes amarillos y el nombre de Fah escrito en Elterico y en color amarillo, así como los bordes, se lo di a Valupla para que así pudiera ponerlo en su cuello y amarrarlo como una mascada, dejando a la vista su nombre en la parte frontal para luego bajarlo y ver como lucia

“¡qué lindo se ve!”

Fue la opinión de Sephirina, y Valupla con solo cabecear estuvo de acuerdo con ella, mientras yo admiraba el éxito que había sido el preparar dicho pañuelo para Fah durante el tiempo en el que viajamos a Doko, lo que más me alegra es que no le quedara pequeño, sino de la talla exacta para que le luciera bien

Con esto hecho Valupla y yo bajamos de la carroza siendo ella la que cargara a Fah, quien no dejaba de lamer su mejilla y frotarse contra la misma, pareciendo haber agarrado algo de cariño con esta, así como con todos. Así nos despedimos de Vorg y Sephirina quienes fueron en camino para llevar al líder de los colmillos salvajes con la autoridad local, mientras nosotros haríamos el ademan de comprar todo lo que nos pudiera servir, esperando así encontrar cosas nuevas que nos puedan servir

Y de ser posible encontrar nuevos trajes para todos, ya que una vez entremos al bosque con niebla, es probable que no podamos regresar con la misma facilidad

Era ya de tarde, y habíamos hecho un largo viaje. Aun así, no teníamos mucho tiempo que perder. Era hora de prepararnos para la verdadera batalla

-Dos horas después

 (Punto de vista: Vorg)

Ha pasado mucho tiempo desde que pisé este lugar… desde que estuve tan cerca de mi hogar

Tiempo atrás pensé, que nunca volvería a ver estas casas y tiendas, ni tampoco las que hay en mi querido pueblo natal. El ser capaz de verlo ahora, lo considero obra del destino, ya que este era el lugar donde pensaba encontrar la salvación de mi gente y conocidos

Si no hubiera sido por esos rufianes que me capturaron, quizás habría encontrado la ayuda para todos, y quizás, solo quizás, mi pueblo ya estaría de vuelta a la normalidad

Aunque claro, eso es totalmente ajeno a la realidad, donde estoy a solo una hora caminando de lo que sería mi amado pueblo hogar, donde la gente que conocí seguramente ha esperado alguna salvación que aún no les ha podido llegar

En mi interior guarde esperanzas de que mi pueblo ya hubiese sido salvado, y que todo el esfuerzo que he hecho hasta ahora, no hubiese sido necesario, porque aceptaría con gusto saber que mi esfuerzo fue en vano, con tal de que mi hogar ya estuviera a salvo

Cuando nos separamos nuevamente en este pueblo, acompañe a la señorita Sephirina, a escoltar a este traicionero y despreciable bandido, quien tuvo la terrible idea de intentar asaltarnos. Es probable que este hombre hubiese podido derrotar al antiguo yo, pero ahora que me he vuelto alguien fuerte, esa posibilidad termino esfumándose, y todo era gracias al joven maestro

El que compro mi libertad y me trajo hasta aquí para así darme la oportunidad de salvar a mi pueblo, es alguien con quien me encuentro enormemente en deuda, ya que no solo me brindo la libertad, sino también las herramientas para salvar a mi gente con mis propias manos. Dándome así también la certeza, de que será posible desafiar a aquel monstruo que tiene a mi pueblo prisionero con esa niebla infernal, de la cual tuve apenas suerte de lograr salir con vida

Ahora que tengo el poder y cuento con el apoyo del joven maestro y de las señoritas que lo acompañan, tengo fe en que podré salvar a mi gente… o a lo que queda de ella…

Cuando llegamos a la base de la guardia local, deje a la señorita Sephirina hacer la presentación, ya que estábamos aquí por una misión que ella tomo como aventurera, el resolver la identificación del criminal, y recibir el sello de confirmación, eran cosas que solo ella podía hacer

Fue por eso que mientras ella se ocupaba de su parte, yo saludé a un viejo conocido que trabajaba como guardia del pueblo, a quien tuve la suerte de encontrar allí por casualidad

Su nombre era Marlo, y crecí con él durante mi juventud, como habitantes del pueblo Runser hasta cierto tiempo, en el que termino dejando el pueblo en búsqueda de una dama, a quien pudiera dedicar su vida y su alma, y esa mujer a quien fue a buscar hasta este pueblo, bien sigue siendo su señora y esposa hoy en día, logrando descubrir que ya están a la espera de su primer hijo

Aunque me regocijo saber de la buena fortuna de mi amigo, también escuche amargas historias sobre nuestro hogar, y sobre lo que había pasado en el pueblo Milt desde que se enteraron de lo ocurrido en Runser

Al parecer, fue tres días después de que la niebla apareciera, que los habitantes y aventureros que se encontraban en Milt se enteraron de la anomalía que incomunicaba a nuestros pueblos, y fue por decisión unánime, que tanto la guardia de Milt, así como varios aventureros, tendrían que unirse y tratar de llegar a nuestro pueblo para saber el origen de este extraño evento

Sin embargo, ninguna de las personas que atravesó la niebla densa del bosque volvió a salir de ella, y cuando las semanas pasaron nadie se atrevió a volver a poner un piso dentro de esta. Incluso aventureros de Rank B y A entraron en ella, pero no se les volvió a ver otra vez, lo cual obligo al líder del gremio a advertir a todos los aventureros de abstenerse a ir a este lugar

Cuando eso ocurrió, el jefe de guardias dio la misma orden, y se les ordeno no acercarse a la niebla sin importar las circunstancias, eso incluía la posibilidad de que alguien más tratase de entrar a la niebla ya que, aunque se advirtió a todo el pueblo de no hacerlo, siempre podría haber alguien con familiares en Runser que tratara de cruzar para así saber de ellos

Personas como mi buen amigo Marlo, quien tenía a sus padres aun viviendo en Runser, y de quienes no supe más una vez dejé el pueblo en búsqueda de ayuda

Tristemente, vi a mi amigo sufrir de pie mientras miraba al piso y maldecía lo que había ocurrido con nuestro pueblo natal. No tenía muchas palabras de consuelo que ofrecerle, solo la promesa de que haría todo lo posible por salvar a nuestra gente, incluidos sus padres si es que seguían con vida. Solo que… no quería prometerle algo que quizás ya no fuera posible hacer

Cuando Sephirina resolvió todo con el capitán de los guardias, dejamos el lugar para así empezar la búsqueda de un sitio donde poder quedarnos, ya que la noche estaba próxima y el peligro incrementaría si seguíamos directo a Runser a esta hora

Aun cuando quería ir corriendo a mi pueblo, necesitaba descansar, ya que el tiempo que use para dormir no fue mucho mayor al del joven maestro, y pronto llegaría a mi limite

Nos tomó bastante tiempo encontrar una posada con un cuarto grupal donde pudiésemos descansar los cuatro, y que aceptara tanto a monstruos invocados, así como esclavos, pagando el cuarto con los Dekars que el joven maestro dejo a nuestra disposición

Una bolsa de cincuenta Dekars para los gastos que pudiéramos tener fue lo que dejo el para nosotros, siendo una cantidad algo excesiva en mi opinión, más el joven maestro pareció despreocupado al momento de entregarnos dicha bolsa, haciendo que cuestione la comprensión del dinero de nuestro líder

Ya que pagar la habitación nos costó ocho Dekars mas un Dekar extra por la presencia del pequeño Fah, decidimos dar una vuelta antes de ir al gremio de aventureros para encontrarnos con el resto del grupo

En especial la señorita Sephirina, se vio motivada a buscar entre las tiendas un nuevo traje que usar para los combates, ya que el anterior quedo inservible tanto en su chaleco azul como en su vestido blanco, haciendo que se viera en la necesidad de buscar uno nuevo y de mayor calidad

Con cuarenta y uno Dekars es posible conseguir equipo de calidad, incluso podría optar por una prenda o traje hecho a partir de Mithril, sin embargo, ella quería encontrar algo que fuera similar a su traje anterior

Y aunque tomo bastante tiempo, fuimos capaces de encontrarnos con algo que ella sintió que era preciso comprar

Era un traje muy similar al que ella usaba con anterioridad, incluso las tonalidades eran parecidas, siendo un conjunto de vestido blanco puro sin mangas con un chaleco azul oscuro que tapaba por completo la parte frontal de su busto y que venía con mangas cortas, además de una cremallera frontal y bordes blancos que hacían juego con el color del vestido y un broche con un cristal rojizo por encima del cierre con forma ovalada y aspecto brillante. Además de un cinturón de tela que servía para darle forma a la cintura de quien lo usase

Era un traje que parecía haber sido hecho justo para ella, y ella misma parecía querer el traje, pero el precio de treinta y cinco Dekars era algo que ponía freno a su avance para comprarlo

Incluso para un traje de esa calidad y gran diseño, treinta y cinco Dekars era un precio bastante excesivo, haciendo entendible por qué se mantenía aun en un mostrador. Pero ella parecía demasiado convencida de querer usarlo, aun si eso significaba hacer un enorme gasto sin consultar al joven maestro

Mientras la vi dudar de si comprarlo o no, decidí ofrecer unas palabras que influyeron en su decisión

“pienso que, si el joven maestro estuviera aquí, te apoyaría a que lo compres, ya que es una mejora a tu traje, y se ve más resistente… estoy seguro que el estará feliz si usas un traje que te de mayor protección y te quede bien”

Con estas palabras ella consiguió la determinación suficiente como para comprar el atuendo, y así probárselo para asegurarse de llevárselo consigo. Al parecer la talla de este traje era la misma que el que usaba con anterioridad, así que una vez se lo puso le quedo perfecto. Era como ver a una nueva Sephirina, más fuerte y poderosa, una hechicera y aventurera en todo el sentido de la palabra

Una vez sintió el traje como propio, decidió tomarlo y pagarlo al dueño de la tienda, llevándoselo puesto y guardando así sus prendas civiles en la carroza, para así continuar e ir directo al gremio de aventureros, donde esperábamos encontrarnos con el joven maestro y Valupla, para así resolver lo de las misiones y averiguar todo lo necesario para partir mañana hacia mi pueblo natal

Una vez cruzara otra vez esa niebla infernal… estaría un paso más cerca de volver a mi hogar

“uh… ¿esos no son?”

Mientras meditaba sobre mi realidad, la señorita Sephirina logro encontrar con la mirada al joven maestro y a la señorita Valupla, quienes permanecían afuera esperándonos y siendo el centro de algunas miradas que pasaban por aquel sitio, más estas miradas escapaban una vez eran intimidados por el joven maestro

Es incomprensible para mí, pero parece ser que la gente le suele tener un miedo profundo al joven maestro una vez este los mira con enfado, sin importar si son muchos más grandes que él, quizás se relacione con sus extrañas habilidades, aunque no es que importe mucho en realidad

¡!

Lo que si me impresiono y llamo mi atención fue que al lado del joven maestro estuviera una chica que parecía ser Valupla, pero con un cambio de atuendo totalmente distinto al que usaba con anterioridad. Las dos sin saberlo escogieron el mismo día para renovar sus ropas de combate, y lo que lucía Valupla le evitaba ser opacada por la nueva apariencia de Sephirina

Su nuevo traje abandonaba por completo la boina que antes lucia, para así llevar una chaqueta color amarillo de cuero resistente que no le privaba de su ya natural flexibilidad, teniendo debajo una blusa color negro con detalles dorados que dejaba en evidencia su prominente busto y su cintura delgada, además de que la misma se abría por la zona del estómago revelando su ombligo y además una ligera pero resistente malla metálica para protegerse de ataques contundentes. Sus pantalones marrones oscuro fueron sustituidos por unos totalmente oscuros para hacer juego con su blusa. Además de que ahora llevaba consigo una hombrera metálica que protegía sólidamente su hombro derecho, y una especie de grillete oscuro alrededor del cuello que daba la apariencia de ser de alta calidad, cubriendo la marca de esclava en su nuca, pero dejando en claro que lo era por el orificio de llave en la parte frontal del grillete. Esto quizás solo era decorativo, pero también dejaba en claro a la gente que ella no poseía la libertad total aun con su increíble apariencia

Aunque lo que llamo más mi atención al momento de verla, y lo que me hizo difícil reconocerla, fue que su estilo de cabello largo y por detrás de su espalda, cambio a estar su pelo recogido y atado con una cola de caballo, dejando a la vista sus orejas alargadas y un par de mechones que caían por delante de sus orejas y tapaban parte de sus mejillas

El cambio que recibió Valupla en ese instante fue casi radical, y la puso a la par de Sephirina en lo que respecta a elegancia y aire de aventurera

Cuando estuvimos lo suficientemente cerca de ellos detuvimos la carroza, dejando a los siempre trabajadores Bolgaris descansar para así bajar del transporte y reencontrarnos con nuestros compañeros

“se tardaron bastante… ¿tan difícil les fue encontrar un lugar?”

Esto lo dijo Valupla mientras se mantenía cerca de Shimon, manteniendo una mirada firme contra Sephirina, quien sonreía de una forma poco amigable

“lamentamos el hacerlos esperar, pero pudimos obtener información de mi pueblo y un lugar donde quedarnos esta noche”

Trate de responder antes de que iniciara un altercado entre estas dos jóvenes doncellas

“¡oh! Esas son buenas noticias, entonces terminemos esto rápido para así volver a la posada y escuchar lo que averiguaron”

El joven maestro parecía ser capaz de leer el ambiente también, aunque pienso que estuvo mal que no elogiara el atuendo de la señorita Sephirina cuando a vio, si no actúa con cautela los problemas lo podrían arrinconar a una imposible situación

Por suerte, no soy yo el que corre peligro en esta situación, y ciertamente, es un alivio para mí solo ser un simple espectador en esta complicada situación

“muy bien, no perdamos tiempo y entremos Shimon”

La señorita Sephirina camino al interior del gremio esperando al joven maestro para así entrar los dos al lugar

“bien, Vorg y Valupla, sé que puede ser aburrido, pero espérennos aquí hasta que cobremos la recompensa por la misión, hasta entonces cuiden de a carroza y del pequeño Fah”

“nos haremos cargo amo, suerte en su asunto”

Diciendo esto le hizo entrega a Valupla del pequeño ciervo para así despedirse de ambos y acompañar a la señorita Sephirina a entrar en el gremio

Fue así como quede solo con ella, y cierto silencio incomodo se manifestó, ya que no estábamos acostumbrados a quedarnos solo los dos. Por lo tanto, me entretuve en vigilar los alrededores y en estar alerta de cualquiera que quisiera meterse con la señorita Valupla o con nuestra carroza

“¿piensas… que aun quedara alguien con vida?”

¡!

Tal pregunta de ella termino por afectarme, ya que no tenía respuesta para esto, o más bien, no quería decirla en voz alta

“solo puedo confiar en que aún están bien… es todo lo que puedo hacer de momento”

“aun cuando dejaste tu hogar semanas atrás, tiempo en el cual todos pudieron haber muerto, ya sea por los monstruos o por la falta de alimentos… las posibilidades de que alguien quede con vida son…”

¡YA LO SE!

Sin ser capaz de contenerme estalle y alce la voz, callándola para que así no siguiera diciendo aquello que no podía manejar, a pesar de que estaba tan cerca ahora, el tiempo que tarde en volver a estar así de cerca de mi hogar, fue demasiado. Incluso yo… no sé si aún queda alguien a quien aún pueda salvar

“… se cuáles son las posibilidades que tengo… pero quiero pensar que aún no es demasiado tarde… que aún hay algo que puedo hacer… y si al final no queda nada… ¡entonces yo mismo matare al responsable de esto!”

Sintiendo como la ira me poseía de forma momentánea, empecé a respirar de forma agitada mientras sostenía mi cabeza y trataba de mantenerme en control

Aun cuando podía mantener estas emociones reprimidas casi todo el tiempo, estaba llegando a un punto de quiebre también, de modo que necesitaría ir pronto a donde estaba mi pueblo natal para así quitarme esta angustia de encima, y verificar de una vez por todas si no termine llegando demasiado tarde

“… pase lo que pase, el amo te brindara su poder… así es como es él”

… logre recuperar la calma para así bajar la cabeza y empezar a enfriar mis pensamientos, recordando que, estoy volviendo con personas en verdad fuertes, y que gracias a ellos poder hacer algo más que esperar a que la batalla termine bien como la última vez. Esta vez lucharía contra esos monstruos, y le pondría fin a esta maldición que ha atormentado a mi pueblo por demasiado tiempo

“… perdóname por alzar la voz señorita Valupla”

“descuida… solo quería saber si estabas preparado para lo peor… necesitas estarlo cuando te vas a sumergir en el peor escenario que tu mente pueda imaginar, si es que no quieres quebrarte y perder el control”

Cuando la escuche decir esto, me percate que su semblante se arrugo, y un aura de tristeza y dolor la empezó a rodear

“… ¿así se ha sentido usted señorita Valupla?… ¿se ha preparado para lo peor?”

Cuando pregunte esto una pequeña risa se escuchó provenir de ella, pero no porque dijera algo gracioso

“… desde el primer momento en que pise este continente, me he estado preparando para lo peor… para ser tratada como un pedazo de basura a quien pudieran desechar en cualquier momento y hacerle cualquier cosa contra su voluntad… porque si no lo hubiera hecho, sino me hubiera mentalizado para lo peor, me habría quitado la vida una vez fui comprada por el amo”

Ante esta declaración, una sonrisa que representaba su derrota ante este mundo que odia a los de su especie apareció en su rostro, dejando en claro que lo que ella esperaba encontrar una vez fuera comprada, era quizás el peor escenario imaginable para ella, una vida llena de desesperación y dolor garantizado

Una vida que muchos habrían rechazado vivir

“aunque…”

Bajando su semblante por un momento, empezó a acariciar la espalda del pequeño Fah mientras este descansaba y dormía sobre sus piernas

“me alegra… que el peor escenario jamás llegara a ocurrir… espero tu también cuentes con la misma suerte”

Una sonrisa sincera apareció esta vez en su rostro, siendo la sonrisa de alguien que al menos tiene fe y esperanza en un futuro totalmente incierto. Un futuro que podría traerle tanto dicha como desgracia

Y ya que sigo al mismo hombre a quien ella debe servir, la fortuna que compartimos es prácticamente la misma. Solo espero que lo que depare el destino para los cuatro, sea algo por lo que valga la pena todo el tiempo gastado

-Gremio de aventureros, Pueblo Milt

(Punto de vista: Shimon)

Sephirina está… diferente, y no solo me refiera a la heterocromia que presencie durante esa batalla. La puedo notar cambiada… reservada o seria… como si tuviera algo en mente que no me pudiese decir…

Aunque fui capaz de superar una incómoda conversación al momento en que Valupla y Sephirina se encontraron, aun sentía cierta intranquilidad, como si algo en Sephirina hubiese cambiado, y no estaba seguro de si era algo bueno… solo era distinto a mi parecer

“¿?… ¿sucede algo Shimon?”

“nada en realidad… supongo que me sorprendiste un poco”

Trate de mantenerme calmado con [Mente fría], lo cual resulto de cierta forma

“¿te refieres a este nuevo traje?… ¿me veo extraña para ti?”

Un leve tono apagado apareció al final de esa frase, pero trate de evitar cualquier malentendido en esta ocasión

“para nada, como decirlo… es como ver a una nueva y mejor Sephirina… pienso que te ves increíble”

Sip… use una de las frases del libro de buenas frases, y con esto me refiero, a una frase casi infalible que se debe usar cuando una mujer cambia algo en sí misma, ya sea un nuevo traje, o corte de cabello. Esta frase ha sido utilizada por infinidad de personajes para apaciguar o calmar a las chicas a su alrededor, que hicieran una pregunta difícil de responder

“ya veo… me alegra que te guste entonces”

Un repentino cambio en su ánimo siendo este uno alegre y tímido, fue lo que conseguí… gracias antiguos protagonistas, por legar a mi generación una frase tan útil como esta

Habiendo superado esta incómoda situación, pasamos a encontrar a una de las recepcionistas del lugar, el cual guardaba bastante semejanza con el gremio de aventureros que había en el pueblo Parita. Encontrándonos con una amable señorita como recepcionista pasamos a explicar que éramos un grupo que completo dos de las cuatro misiones que teníamos en nuestro poder. Habiendo mostrado las peticiones con los sellos de los solicitantes, recibimos nuestras recompensas, y además una actualización en nuestras tarjetas de aventureros

En total fueron 900 puntos Guild los que adquirimos, además de unos 50 Dekars en total para los dos. Ya que en la misión de recolección del pueblo Doko obtuvimos más recompensas de las que la solicitud ofrecía, preferí informar que solo conseguimos la cantidad exacta, para así evitar cualquier complicación innecesaria

La señorita recepcionista nos preguntó si habíamos logrado la misión nosotros solos, y tuvimos que responder que si por varias razones, quizás le alarmo ver un incremento tan repentino en nuestros niveles al actualizar nuestras tarjetas

La primera de las razones es clara, por la existencia de Valupla en nuestro grupo. Ya que nadie sabe que es lo que ocurre en el pueblo Runser, muchos deciden concluir que todo es culpa de la raza demonio, así que revelar su existencia en nuestro grupo podría causar más problemas de los necesarios, o que alguien tratara de interponerse en nuestro camino al pueblo de Vorg

Tampoco quería mencionar a Vorg, puesto que como era el único que sabía lo que pasaba en realidad tras esa niebla que mantiene incomunicada al pueblo Runser, podrían querer detenerlo y hacerle muchas preguntas, cosas que nos podría atrasar más de lo que estamos ya

Aunque me gustaría que tanto el cómo Valupla pudieran ser registrados como aventureros, este no era el momento apropiado ni el lugar para eso. Debo centrarme en las prioridades y en nada mas

“salgamos de aquí, y vayamos al lugar que encontraron para descansar, y preparemos un plan para mañana temprano”

“¡me parece bien! ¡vamos entonces!”

Puesto que el tiempo era valioso para nosotros, dejamos el gremio para así evitar cualquier encuentro inesperado o suerte extraña que pudiese suceder, sin importar lo que pudiera pasar de quedarnos un rato allí, es mejor para nosotros actuar de forma inteligente y empezar con las preparaciones para nuestra batalla esperada, para la cual nos hemos estado preparando mentalmente desde que partimos de Belef.

Siendo quizás uno de los mayores desafíos que hemos enfrentado hasta ahora, no nos podemos equivocar esta vez, no podemos bajar la guardia

Y esta vez… no me permitiría ningún error…no me contendría, ni dejaría que ninguno de mis compañeros vuelva a sufrir el mismo destino que Sephirina apenas esquivo por suerte. Aun si eso significa poner en riesgo mi identidad, o usar cada habilidad que poseo, lograremos nuestro cometido, y salvaremos a la gente del pueblo Runser

Para así cumplir con esta promesa que hicimos, y ponerle fin a este largo viaje, es que daré todo de mí, y confiare mi vida a mi equipo, para que podamos luchar juntos y acabar con este mal. Y así vengar a todas las almas inocentes que han perdido su vida con tal de ponerle fin a este trágico evento

Por todos los aventureros que perdieron su vida en esa espesa niebla, y por todos los conocidos de Vorg quienes perdieron sus vidas al estar atrapados en ese lugar. Esta batalla que vamos a librar, será por todos ellos. Por quienes eran en vida, y por lo que pudieron llegar a ser si su suerte hubiese sido otra

Luchare en nombre de todos ellos, para que así sus muertes… no hayan sido en vano

Capitulo anterior
Capitulo siguiente

 

Anuncios

5 comentarios en “This Is Another World Capitulo 44

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s