This Is Another World Capitulo 50

Capítulo 50: Prioridades en claro

-Pueblo Runser, Tierras de Ebelmonte-

Ha llegado el amanecer a este pueblo que paso la noche entera celebrando su libertad, siendo una noche importante para todos los habitantes que sobrevivieron al final de la tragedia

Yo me encontraba despertando en un prado cualquiera, habiendo caído rendido luego de pasar la noche bebiendo y meditando un sinfín de asuntos que ahora tenía encima de mí

El día de ayer recibí una sorpresa tras otra, y muchas de estas eran tanto malas como sorprendentes a la vez

La primera noticia que recibí fue por parte del maestro, la posible existencia de los así llamados generales demonio, seres que seguramente habían alcanzado el máximo nivel de su raza y se escondían en algún sitio de los cuatro continentes. Titanes que podían hacerles frente a los antiguos héroes legendarios, y que estuvieron bajo el servicio del anterior gran rey demonio Sarameh

Saber que existen sujetos así en este mundo hacen que inevitablemente sienta una ligera presión en mis hombros. No porque tenga el interés de enfrentarlos, sino porque temo que este destinado a encontrarlos

Según el maestro, gracias a su interferencia en mi invocaion yo fui separado del destino al que se encuentran atados los cuatro héroes invocados, evitando así sufrir la muerte a la que están predestinados los otros héroes invocados

Sin embargo, si continúo luchando contra los generales demonios restantes, es casi seguro que caiga bajo la mira de los dioses de este mundo, y encuentren la manera de atarme nuevamente a la ruta preestablecida que tenían planeado para el héroe de la raza dragón

Si lo pienso detenidamente, no tengo un verdadero interés en derrotar a los otros generales, ya que no me interesa satisfacer los deseos de los dioses, así que si juego bien mis cartas podría continuar con mi aventura sin involucrarme en el conflicto cliché al que estaba destinado a participar

Mientras me aleje de los héroes, y de los generales demonio, así como los reyes o gente de la realeza, yo y mis compañeros estaremos relativamente seguros

¡GGRRRRRRR!

Habiendo llegado a esta conclusión fue que sentí mi estómago rugir con la misma fuerza que un Kobold guerrero, haciendo que me levantase de aquel prado para así empezar mi búsqueda por alimento fresco

La comida que tenía en mi [Almacén de objetos] aún no se acababa, pero para aprovechar la ocasión y el lugar donde estaba, quería probar un poco más de las comidas que este pueblo podía ofrecerme. Debido a todos esos agradecimientos que recibí anoche no tuve tiempo para probar todas las comidas que habían servido durante la celebración. Si tengo algo de suerte  quizás encuentre locales abiertos donde pueda calmar a la bestia que ruge desde mi estomago

Además… después de lo que presencie anoche, creo que lo mejor sería darles algo de espacio a las chicas… y esperar el momento adecuado para preguntarles sobre cómo llegaron a ese punto. No es que esté en contra, aunque debo admitir que me tomaron por sorpresa

Haciendo eso a un lado fue que use [Limpieza profunda] y [Auto equipamiento] para asearme y cambiarme de ropa al instante, para empezar mi recorrido por el pueblo Runser. Recordando así en el trayecto, que hay muchas cosas de las que me tengo que encargar ahora que por fin tengo tiempo libre

-Media hora después-

-Sector comercial, pueblo Runser-

Habiendo alcanzado el centro del pueblo una vez me dispuse a caminar, empecé a explorar las tiendas y puestos de comida que el pueblo ofrecía al público en general. Que no solo incluía a sus habitantes, sino también a los comerciantes del pueblo Milt que habían logrado atravesar el bosque para visitar el pueblo nuevamente

Ahora que la niebla desapareció en su totalidad y el bosque volvió a ser un área segura, el comercio se había reestablecido con bastante rapidez, haciendo que los productos visibles en los puestos fueran frescos y de gran calidad. Esto también era gracias a la labor del jefe del pueblo, quien llego a un acuerdo con el pueblo Milt para hacer una compra excesiva de sus reservas de comida para el pueblo, así como de todas las mercancías necesarias para que los habitantes y comerciantes de este pudieran volver a fabricar sus propios productos. Como pan, pasteles y platillos típicos del pueblo

Fue gracias al señor Darf, que yo podía degustar ahora tres diferentes tipos de platillos en los puestos de comida del área central, así como también comprar algunas cosas extras para así guardarlas en [Almacén de objetos] y así degustarlas cuando estuviera fuera del pueblo o en compañía del resto

Habiendo satisfecho a mi estómago pase a revisar las demás tiendas que el pueblo tenia. Ya que tanto las armas como armaduras de mithril eran algo de venta exclusiva en el pueblo Milt, no podría encontrar nunca una tienda que tuviera estas en sus mostradores o anaqueles. Por lo que solamente me dispuse a reabastecerme de armas de acero como espadas, hachas y unos cientos de flechas. Usando [Nota mental] mas [Almacén de objetos] pude realizar un inventario de las compras adquiridas

15.jpg

Ya que Valupla era bastante ahorradora y cuidaba bien de sus flechas, no tuve la necesidad de comprar tantas como pensé, mas no pude desaprovechar la oportunidad de comprar nuevas flechas que este pueblo parecía tener en sus tiendas. Una vez se las mostrara podría averiguar si son útiles para ella en lo que se refiere a combate

Habiendo dejado la tienda de armas procedí con rapidez a buscar una tienda de magia, una que al menos tuviera en su posesión pergaminos mágicos o libros que aún no tenía en mi poder

Para estas situaciones le pediría al maestro que me dijera si alguno de los libros a mi alrededor existe ya en su biblioteca imperial, pero desde que me conto la verdad acerca de la batalla final, el mismo no se ha mostrado a pesar de las veces que lo he tratado de llamar. Y me abstuve de ordenar su aparición ya que sabía la ira que podría manifestar si lo llamaba por algo insignificante como esto

En todo el pueblo solo conseguí encontrar una tienda con libros que hacia tanto de biblioteca como tienda de magia. El encargado de la tienda era una señora que debía estar en sus treinta o cuarenta aproximadamente, usando un traje elementista de fuego con tonalidades entre el rojo y el negro, y un sombrero oscuro que tenía toda la pinta de ser el de una bruja

Siendo reconocido al instante por la dueña de la tienda como el salvador del pueblo, tuve que soportar nuevamente el tratamiento de héroe. Hasta que conseguí preguntar por los libros que ella tenía en su posesión. Más que nada, estaba interesado en los libros no relacionados con la magia, sino con temas que el aventurero o mago común no estuviera interesado en aprender. Eran los libros impopulares e incomprensibles los que más me interesaba conseguir

Al momento en que la dueña de la tienda comprendo mi petición se retiró al fondo de la tienda para buscar los libros que había solicitado, dándome el tiempo suficiente para hacer mi jugada

[Lectura de objetos] [Nota mental]

16.jpg

Haciendo uso de ambas habilidades al mismo tiempo fui capaz de recopilar todos los títulos y nombres de los libros y objetos que había a mi alrededor, a una rápida velocidad fue que conseguí compilar todos los títulos en orden alfabético para así leerlas en orden y verificar si hay algo extraño entre estos objetos

¡!

“esto es…”

37.jpg

Este objeto… le vendría de maravilla a Sephirina sin lugar a dudas, incluso fortalecerían enormemente sus ya fuerte hechizos acuáticos, y el diseño de estos es elegante, así que seguramente les quedarían bastante bien, ya sea dentro o fuera del campo de batalla

“perdone señor héroe, aquí tengo los libros que solicito”

Habiendo terminado de evaluar los pros y contras de comprar estos aretes termine por recibir los libros que la dueña de la tienda amablemente busco para mí. Estos eran los libros que tenía en posesión y no había conseguido vender a través del tiempo, al punto en que tenía estos guardados en la parte de atrás acumulando polvo

En un mundo donde los libros son un material escaso e invaluable, es triste ver que estos terminaran de esa forma

Habiéndome tomado el tiempo revise los títulos de estos libros. La mayoría no eran interesantes, algunos hablaban de recetas exóticas de comida, y otros eran libros que hablaban de teorías para desarrollar la magia elemental a una nueva forma, aunque más que nada eran teorías sin fundamento

¡¡!!

No fue hasta que llegué al final de la pila de libros que encontré un libro en particular, uno que hablaba de teorías que este mundo no había puesto en práctica aun, tanto por algún tabú como porque no parecían ser del todo fiables

Pero lo que más me llamo su atención, fue la pequeña traducción al inglés que había bajo cada párrafo

“… disculpe, ¿podría comprar todos estos libros?”

“¡Por supuesto! ¡Que esté interesado en estas obras alegra a esta humilde bibliotecaria!”

Haciendo una cara de satisfacción la dueña de la tienda me dio el permiso para comprar estos libros sin discutir el precio. Para así sugerirle después que estaba interesado en unos aretes similares a los que revise con [Lectura de objetos]. De esta forma conseguí apoderarme tanto de estos como de ese libro en particular sin llamar mucho la atención, para así dejar la tienda y seguir mi camino mientras revisaba aquel peligroso libro que ahora tenía en manos

Un libro que hablaba de métodos científicos incluyendo los pasos que uno tendría que seguir para desarrollar y refinar ciertos elementos de peligrosa naturaleza

Una vez encontrado el material necesario, y usando magia elemental precisa, este libro instruiría al usuario de como producir energía radioactiva, o en su defecto material radioactivo

Un libro como este… no debería siquiera existir en este mundo

“Vorg… me pregunto en que estaba pensando tu madre al momento de escribir algo así…”

Siendo honesto, las posibilidades para desarrollar material o energía radioactiva son casi nulas, sobretodo porque en lo que se de la historia de este mundo, la existencia de material nuclear o de objetos estrellándose desde el espacio son casi inexistentes. De modo que poner en uso este conocimiento e instrucciones es casi imposible…

Aun así, si llegase a darse el caso, de que apareciera alguien capaz de sintetizar los elementos de nuestro mundo, y obtuviese este libro por azar del destino… entonces ese individuo seria alguien peligroso para todo ser viviente en este mundo

No estoy seguro de si la señora Verónica pensó en esto al escribirlo, pero no pienso permitir que tal escenario se vuelva posible. Ya que mundos como este, no necesitan de la aparición de armas de fuego o nucleares. Ya es suficiente con que jóvenes preadolescentes puedan arrojar fuego y rayos de sus manos, lo último que deseo es ver a estos ser abatidos por balas de una ametralladora o por una bomba de hidrogeno

Permitir la existencia de tales armas… es algo que espero poder evitar

-Media hora después-

-Fortaleza herrera, pueblo Runser-

Habiendo terminado mis negocios en el centro del pueblo me dirigí a la parte norte del pueblo para así dar con el área especializada para la fabricación de armas y armaduras de este pueblo. Un complejo que podía rivalizar con la herrería central del pueblo Belef

La fortaleza herrera, el sitio donde las armas y armaduras de mithril son creadas y perfeccionadas

En este lugar es donde trabajan la mayoría de los herreros del pueblo, algo así como su principal zona de trabajo, en especial cuando estos tienen que trabajar con algún producto hecho a base de mithril

En este pueblo existían al menos cinco talleres independientes establecidos por los mejores herreros del pueblo, de forma que estos podrían recibir peticiones de aventureros de forma directa sin la interferencia del gremio de aventureros. Pero, así como podían aceptar peticiones en persona, tenían prohibido manipular el mithril en sus propios talleres. Ese privilegio solo lo poseía la fortaleza herrera, ya que era el complejo con mayor seguridad que tenía el pueblo entero. De esa forma podían proteger tanto a los herreros como a los productos de ser robados por algún codicioso ladrón

Era tal la necesidad de una estricta seguridad, que el complejo estaba amurallado con placas de acero soldadas por sus mismos herreros, y guardias que eran ex-aventureros y que custodiaban el complejo de día y de noche

Para ser un lugar que se dedicaba a fabricar y reparar armas y armaduras, su apariencia la hacía ver como una pequeña fortaleza impenetrable. Al menos para el común denominador

“¡hey tú! ¿Qué crees que haces en este sitio?”

¿?

Mientras admiraba el diseño de la fortaleza herrera, se me llamo la atención a mis espaldas por dos fortachones que vestían armaduras gruesas de cuero de reptil. Llevaban dos grandes espadas de acero en sus cinturas y eran bastante parecidos el uno con el otro, hasta en el casco que usaban, por lo que no tarde en asumir que eran los guardias del complejo

“este lugar está prohibido para todo el mundo, a menos que seas un herrero, lo cual dudo, será mejor que te vayas largando”

El otro que no había hablado hasta ahora se paró en frente de mí para tomar una postura dominante y así tratar de intimidarme para que me fuera lejos. Parecían estar empeñados en hacerme ir sin reparo de preguntar el que hago aquí

“tengo un asunto que atender con el jefe de los herreros, necesito que me dejen pasar”

Pensé en probar una postura pacifica para evitar la confrontación, después de todo no tenía ganas de pelear sin una razón valida

“creo que no te quedo claro, te dijimos que te fueras de aquí, ¡lárgate ahora!”

“pregunten a los de adentro por Shimon, ellos saben que iba a venir de visita”

Trate de usar la diplomacia ante su hostilidad…

¡SWING!

Pero estos sujetos no parecen ser de los que escuchen razones, y ahora que han desenvainado sus espadas en cruz rodeando mi cuello, no creo que hagan caso a lo que les vaya a decir

“en lo que a nosotros respecta, eres solo un intruso que busca distraernos para infiltrarte y robar los artículos que son forjados dentro”

“y como no nos apetece tratar con los ladrones, te aconsejamos que te vayas en este instante, no queremos manchar nuestras espadas y arruinar su filo”

Ha… parece que el método pacifico no funciona con cerebros de musculo, y eso que no tenia deseos de causar un alboroto

[Gran aumento de ataque] [Gran aumento de defensa] [Lectura de objetos]

“primero que nada me gustaría aclarar, que al apuntarme con sus espadas todo lo que haga ahora se considera defensa propia”

Diciendo esto aproveche que tenían su mirada fija en mi rostro para agarrar las hojas de sus espadas con mis dedos pulgares, índice y medio, para inmovilizar sus armas y evitar que las retiraran o tocasen mi cuello con estas

“¡tu!… ¿¡por qué no puedo!?…”

“¡suelta mi espada ahora bastardo!”

Viendo a los dos forcejear por recuperar sus espadas no pude sino lamentarme por la fuerza que estaban empleando para liberarse de mi agarre. Estando casi seguro de que Sephirina podría ejercer más fuerza que ellos

“¿Por qué haría eso? ¿Qué no era su intención cortarme con estas espadas de mala calidad? ¿Qué idiota le devolvería sus espadas después de una amenaza así?”

¡CRACK!

Presionando con algo de fuerza las espadas con las puntas de mis dedos termine fracturando parcialmente el metal en el centro

“¿¡en serio piensas que te dejaremos ir después de esto idiota!?”

“¡solo porque eres algo fuerte!… ¡no creas que nos podrás humillar!”

¡SMASH!

Luego de comprender que no les devolvería sus armas aprovecharon para hacer un doble rodillazo a mi estómago, una táctica inteligente debo admitir, si se tratara de un oponente con poca diferencia de nivel

Pero se trata de mí, el humano que rompió el limite humano, por lo que un rodillazo de ambos al mismo tiempo fue lo mismo que el golpe de un bebe prematuro

… ¿en serio protegen este lugar con una fuerza tan despreciable?

[Mirada siniestra] [Instinto asesino]

¡CRACK!

¡SMASH!

Sin inmutarme por su doble rodillazo aplique más fuerza a sus espadas para romperlas del todo y así devolverles sus armas, para luego atrapar las puntas rotas de sus espadas en el aire y con ambas manos llevar a estas a centímetros de sus ojos, lo suficientemente cerca como para que se hirieran ellos mismos de intentar acercarse

Este movimiento fue realizado en casi dos segundos, por lo cual conseguí hacer que se paralizaran del miedo. Aunque aproveche y use dos habilidades extra para causar mayor impacto en ellos

no tengo interés en tomar sus vidas, pero no tengo tiempo para atender a sus torpezas, solo váyanse o déjenme pasar, lo que prefieran hacer

Con un tono completamente serio me mantuve firme ante ambos aventureros para verlos caer sobre sus traseros y luego retroceder con sus manos y piernas hasta que terminaron por escapar con prisa como si sus vidas dependieran de ello

Una vez los perdí de vista pude cancelar las habilidades y relajar mi cuerpo, para así revisar el que no hubiese quedado un moretón por sus rodillazos. Aunque mi defensa era fuerte llevaba ropa de civil, así que no era tan resistente a los golpes como siempre

Al subir mi camisa encontré las cicatrices de siempre y una que otra nueva por mi última batalla, pero además de eso no había ni el más pequeño moretón. Prueba suficiente de que esos dos solo eran equipo y nada de habilidad

“… será mejor seguir entonces”

Guardando las espadas rotas con [Almacén de objetos] empecé a buscar la entrada principal al complejo, puesto que tenía el tiempo medido y había otras cosas que quería hacer una vez terminara en este lugar

-Diez minutos después-

“… que calor hace aquí…”

Fue lo que dije mientras sentía mi camisa pegarse a mi cuerpo de todo lo que estaba sudando en este lugar

Habiendo conseguido entrar al taller de la herrería estaba siendo guiado por uno de los novatos herreros que quedaban aun trabajando en el mismo. Puesto que algunos herreros fueron el objeto de sacrificio de Libra hasta nuestra llegada, la fuerza de trabajo de esta gente había disminuido a menos de la mitad, dejando solo a unos cuantos herreros expertos presentes, incluyendo al jefe de estos quien era al que venía a ver el día de hoy

“es normal para nosotros señor Shimon, la herrería requiere una alta tolerancia a las altas temperaturas, y como estamos acostumbrados a tratar con el mithril la temperatura en este lugar es un poco mayor al de los talleres comunes”

De la explicación del herrero aprendiz fue que pude deducir que la fabricación de objetos a base de mithril requería temperaturas más altas que las que podían producir los demás metales. Además de que estas temperaturas son las normales en sitios así

“¿han tenido problemas para volver a trabajar como antes?”

“la verdad es que, si hemos pasado dificultades, ya que tenemos varios pedidos atrasados que resolver, además del hecho de que ahora somos menos trabajando, lo cual nos obliga a trabajar más tiempo de lo acostumbrado. Pero si olvidamos los problemas a largo plazo, podremos volver a la normalidad pronto, eso es lo que pienso yo por supuesto”

El herrero novato que no debía ser más de unos años mayor a mi yo actual respondió de forma objetiva a mi pregunta, parecía ser consciente de la realidad que enfrentaban los herreros en este momento, así que fue de mucha ayuda para resolver mi duda

“la deben de tener difícil… lamento no poder ayudarlos mucho con su problema”

Sintiéndome mal por su situación termine disculpándome por no poder ayudar. Si fuera algo como el trabajo de fabricación de golems podría hacer algo al respecto, pero la alfarería y la herrería son áreas distintas, así que no hay mucho que pueda hacer para facilitar sus trabajos

Deteniendo su avance el herrero novato se me quedo viendo durante un rato, para luego darse la vuelta y seguir caminando

“esto no es su culpa señor Shimon, al final es nuestra responsabilidad como herreros el ver que los trabajos sean terminados. Aun si murieron algunos de nosotros, los vivos debemos hacernos cargo del trabajo que dejaron por hacer”

Diciendo estas palabras con un tono bastante serio fue que el herrero me termino por guiar a través de muchos hornos encendidos hasta la puerta que daba con el despacho del jefe de herreros

“jefe, el señor Shimon ha llegado”

… hazlo pasar

Habiendo dicho esto el aprendiz abrió la puerta para despedirse entonces con la excusa de tener que volver al trabajo, así fue que me despedí de el con un apretón de manos para así dejarlo irse y adentrarme ahora en el despacho del jefe, uno que tenía bastante semejanza con el del jefe del pueblo

Al momento de entrar encontré a un hombre barbudo y con abundante bigote, rostro rustico y cuerpo musculoso hasta donde podía ver, escribiendo con una pluma de tinta algunos papeles que tenía sobre la mesa, habiendo sobre esta una pila de documentos a cada extremo. A simple vista se notaba que estaba bastante ocupado

“¿Así que tú eres el famoso héroe del que todo el mundo habla?”

“si… soy yo señor”

Aunque me molestaba el apodo, no parecía ser la clase de hombre al que debiese corregir

“modestias aparte, escuche que tenías varios pedidos para nuestro taller, y que esperas que hagamos un arma única para ti, ¿es eso cierto muchacho?”

… Un aura intimidante sin la necesidad de habilidades, es lo que tiene el hombre frente a mí quien me ve ahora para comprobar mi determinación sobre el tema

“… así es señor, fue la recompensa que pedí al jefe del pueblo, aunque sea egoísta de mi parte, quiero que los mejores herreros de estas tierras, creen el mejor equipo posible para mí y mi equipo”

Sabia del trabajo en exceso que tenían los herreros en este pueblo, y que algunos ya se hacían cargo de la reparación de nuestras armaduras, por lo que era algo injusto de mi parte pedirles más de lo que ya hacía por nosotros

Pero no podía dejar que mi determinación se opacara por la culpa. Ya que todo el esfuerzo que invertí para llegar aquí tenía como objetivo el conseguir mi arma única. Si me arrepentía ahora perdería quizás la única oportunidad que tendría para conseguir un arma de mithril, una que aguantara el alcance de mis ataques y se adaptara por completo a mis necesidades

Un arma que no se termine destruyendo al usar mis mejores ataques con ella

“… Muy bien chico, me alegra que te mantengas firme y no nos veas con lastima, de haberlo hecho tendría que haberte dado un golpe en la cara”

¡!

Sorprendiéndome su argumento termine viendo al mismo dejar la mesa y bajar de la silla donde estaba sentado, haciendo que lo perdiera de vista por un instante para así verlo salir detrás del escritorio y ponerse de pie en frente de mí

… me da pena admitir, que no me di cuenta de que era de la raza enana hasta que se bajó de su asiento

101.jpg

Un Enano Lv 30, un nivel bastante respetable debo admitir, y su título es apropiado para su oficio también

“los hombres tienen que ser egoístas con lo que en verdad desean, un hombre sin ambición no tiene valor en este mundo, si en verdad quieres esa arma entonces me encargare yo mismo de hacértela”

Luego de escuchar sus palabras no pude evitar sentir la emoción desbordarse en mi interior, haciendo que sonriera igual que la vez que aprendí a usar magia

“¡Muchas gracias en verdad señor jefe de herreros!”

“Llámame Franz muchacho, es mejor así”

Tuve la enorme suerte de que el señor enano fuera alguien agradable, o del tipo que respeta la ambición ajena de otros

“entendido, señor Franz”

“eso está mejor… ahora, dije que haría el arma, pero no es como si pudiera hacerla en un parpadeo, tu pedido fue en verdad alucinante muchacho”

Diciendo esto el señor Franz me dio la espalda para así ir a un rincón de su oficina donde había un tablón de madera pulida con varias notas adheridas de distintas tonalidades y contenido. Y en el centro de estas se encontraba mi boceto de arma, el mismo que le había entregado al señor Darf una vez dejamos su oficina

“lo he revisado durante un rato… y debo admitir que no había visto un boceto de este estilo muchacho, en todos los años que llevo siendo herrero, la idea que me trajiste es de las más aterradoras que me han presentado hasta ahora”

… ugh, que me mire de esa forma no me hace sentir del todo bien, hubiese preferido cualquier otro calificativo en vez de aterrador

“su-supongo que he tenido mucho tiempo para pensar en ella… ¿Quizás es imposible hacerla después de todo?”

Hice esta pregunta que me había negado a hacer hasta ahora por temor a escuchar una respuesta afirmativa

“yo no dije eso muchacho, el que se pueda hacerse es lo que me aterra, en especial porque solo funcionaria contigo o con pocos individuos… es un arma única como dice tu boceto”

¡!

¡Entonces!… ¡sí que podrá hacerse!

“claro que hay algunos problemas con el diseño, como estas partes, por ejemplo, no hay forma en que puedas blandirla con estas especificaciones”

“ah… si se refiere a eso no es un problema, cuento con la fuerza para cargar el arma y usarla en combate”

“¿¡entonces que hay de esto!? ¿Cómo harás que esto trabaje del modo que dices?”

“déjeme explicarle, para hacer esto habrá que…”

Y así, empezó una larga conversación entre el señor Franz y yo, discutiendo de lo que sería la fabricación y funcionamiento del arma como tal, teniendo que ceder en algunos aspectos para luego explicarle las partes de las que me hare cargo una vez su trabajo finalice

-Media hora después-

“ya veo… entonces eso sería todo muchacho, ¿estas satisfecho con la conclusión?”

“Por supuesto, pienso que hasta resulto siendo mejor luego de discutirlo con usted señor Franz”

Mientras decía esto contento veía un nuevo boceto de mi arma única, bien estructurado gracias a los consejos del señor Franz. Tener la opinión de un herrero maestro fue de mucha ayuda en realidad

“procesar esta arma tomara alrededor de dos semanas mínimo si trabajo sin descanso, ¿crees poder esperar hasta entonces muchacho?”

“Por supuesto, no tengo planes de volver a luchar seriamente, tómese todo el tiempo que necesite”

Me sentía bastante animado gracias a la conclusión de esta reunión, que resulto mejor de lo que había esperado al principio, ahora solo tenía que estar tranquilo por unas semanas y podría tener en mis manos lo que tanto había esperado

Mi propia arma… ¡que emoción!

“bueno chico, cuando termine aquí es que empezare a trabajar en esto, pero necesitare que cumplas con ese favor que te mencione, ¿crees que puedas hacerlo hoy mismo?”

Ante su pregunta solamente moví mi cabeza y le mostré mi pulgar arriba

“será facil, estaré aquí antes del atardecer para avisarle que está hecho”

Diciendo esto es que pase a despedirme del señor Franz para dejar su oficina y buscar la salida de la fortaleza herrera, dispuesto a completar la labor que el señor me encargo en persona

Una labor que coincidía con mi plan del día

-Media hora después-

-Segundo nivel de profundidad, mina de mithril-

Habiendo dejado el área del taller, tarde alrededor veinte minutos en recorrer la distancia hasta la mina de mithril, mas unos diez minutos en atravesar gran parte del segundo nivel de profundidad de esta mina

El motivo principal de mi regreso a este lugar era para examinar la mina de pies a cabeza, para asegurarme de que no quedaba ningún monstruo con vida en las profundidades de este lugar

Ya que este no era un calabozo, ni tampoco un nido natural de monstruos, no debería haber motivos por los cuales fuera imposible limpiar el sitio de la presencia de monstruos. Y si aún quedara algún monstruo de los traídos por el general Libra entonces tendría que asegurarme de exterminarlos antes de que consigan familiarizarse con el entorno y establecer el lugar como su hábitat, lo cual implicaría el que encontraran refugios para esconder a sus crías, como podría pasar con esos gusanos excavadores o los cerberus del tercer nivel de profundidad

No es que me sienta cómodo con eliminar a vidas jóvenes que aún no han cometido algún mal, pero para proteger la vida de los que vuelvan a trabajar en la mina es que tendré que llegar al extremo de hacer esta exterminación

Si no lo hago yo lo hará alguien más, y ya suficientes vidas se han perdido en este sitio como para dejárselo a algún novato que pueda morir por no estar bien preparado

[Prevención de peligro]

¡!

Una alerta en mi cabeza me hizo registrar los alrededores y así buscar la parte superior la cual tenía un techo muy difícil de identificar con la oscuridad. Entre las tinieblas pude presenciar movimiento de algún tipo, el cual se convirtió en una multitud en pocos segundos

“… así que quedaban varios de ustedes aún con vida, eso si no me lo esperaba”

Arriba de mí una multitud de gárgolas sangrientas se había reunido, una cantidad algo reducida pero seguramente siendo veinte o más a mí alrededor

“¿Qué no Libra se encargó de ustedes? Al menos eso me dio a entender, ¿o son acaso un grupo que seguía en la superficie cuando su amo murió?”

La ultima era la opción plausible, ya que después de nuestro combate antes de entrar aquí, nos encontramos con un grupo de gárgolas que trataron de emboscar a Vorg, pero que pudimos repeler gracias al trabajo de equipo de todos. Es probable que estos sean parte de un grupo que no volvió a este lugar y en cambio se refugiaron en la superficie. De ser así, tendría sentido por qué seguían aún con vida, así como también el porque me miran con tanto odio y el estado [Famélico] en sus estados alterados

“lamento ser la causa de su sufrimiento, pero si se rinden ahora puede que terminen conservando la vida”

Personalmente no tengo deseos de pelear, y las gárgolas de sangre eran una tribu de monstruos que obedecían al que reconocían como amo o jefe, y ahora mismo tienen al asesino de su jefe en frente, así que seguramente andan eufóricos por clavar sus garras y dientes sobre mi

“si deciden venir y atacarme… os mostrare la misma simpatía que su amo tuvo con el resto de ustedes”

[Almacén de objetos] [Auto equipamiento]

Cambiando mis prendas a las de una armadura de cuero que no me privaba de flexibilidad hice a la vez aparecer un espadón de acero con el suficiente filo como para cortarlos de llegar a entrar en mi rango de ataque. Ya que no quería gastar mi MP a no ser que fuera del todo necesario

¡¡GYAAAAAHHHHHH!!

Un rugido de gárgola fue el detonante para que todas se lanzaran al mismo tiempo hacia mi persona, cayendo en picada para no dejarme así un ángulo de escape ante su ataque

Yo solo me quede esperando hasta que se acercaran lo suficiente para no fallar mi contraataque, y cuando el momento llego es que clave el espadón en el suelo y lleve ambas manos al cielo

[Flechas de luz]

A la misma altura de mi persona hice aparecer alrededor de cincuenta flechas de luz, para así con un movimiento de ambas manos hacer que estas se dispararan a las gárgolas que venían cayendo en picada, logrando herir a casi todas por la corta distancia, y eliminando a algunas en el camino

Las que solamente resultaron heridas retrocedieron hacia arriba o se estrellaron en el suelo de forma estrepitosa, mientras que las que lograron evadir las flechas continuaron su avance en mi contra, lo cual me obligo a sostener el espadón del suelo y usarlo para defenderme de sus ataques

[Combate cercano]

¡CLANK!

Por la proximidad del primer atacante tuve que levantar el espadón con la hoja hacia abajo y usarla para bloquear un arañazo que venía de frente hacia mí, para así hacer un dribleo y encarar al que iba tras mi nuca con un corte horizontal para separar su cuerpo del torso hacia abajo y de allí impulsarme hacia adelante sosteniendo desde el cuello la mitad superior de la gárgola inerte para usarlo de escudo y así bloquear un ataque simultaneo de dos gárgolas, dejando que sus garras se enterraran en su carne y así tirar de esta para hacerlos chocar a ambos con el que me ataco primero y estaba detrás de mí. Aprovechando la proximidad de los tres arroje con todas mis fuerzas el espadón en mis manos con todas mis fuerzas para atravesar a los tres en distintas zonas con todo el largo del espadón, alejándolos de mi vista

[Almacén de objetos] [Gran aumento de velocidad] [Brisa arma]

Luego de verlos estrellarse contra una pared dirigí mi atención al resto que aún seguía en vuelo y que empezaron a rodearme y aproximarse al mismo tiempo, de modo en que no pudieran dejarme escapatoria o algún modo de esquivar su ataque. Así que para contrarrestar un ataque inevitable hice aparecer dos sables de acero y aumentar mi propia velocidad, así como el filo de los sables para empezar un contraataque

¡SLASH!

¡¡GYAAAHHH!!

Corriendo en círculos con un centro imaginario de eje empecé a cortar las cabezas de las gárgolas a mi costado derecho o hiriéndolas de forma fatal con ataques veloces y certeros, esquivando a duras penas las garras que lograban poner en mi camino, cortando estas cuando no tenía manera de esquivar sus ataques, bañándome con la sangre que brotaba de sus heridas mientras los eliminaba y usaba como punto de apoyo para evitar ser acorralado del todo por estos, ya que en mis condiciones actuales no tengo manera de protegerme de múltiples ataques en sucesión

Las heridas hechas por Libra, aun habiendo sido sanadas habían dejado factura en mi cuerpo, mi brazo derecho aún me costaba moverlo con total libertad y control, y cada vez que hacia un corte o empleaba todas mis fuerzas atacando con este, podía sentir una leve pizca de dolor recorrer mi hombro

Ahora mismo, aun cuando mi HP estaba al máximo, así como mi MP, mi capacidad de combate solo estaba en su ochenta por ciento, y no estaba seguro de si un día volvería a estar del todo bien, ya que la herida hecha por Libra ha sido de las peores que he llegado a recibir en mi vida desde que llegue a este mundo

… siendo honesto, el motivo por el cual estoy aquí ahora, degollando y matando a estas gárgolas, no es solamente el limpiar la mina de los monstruos restantes, o de cumplir con la petición del jefe del taller de la herrería. El verdadero motivo es para volver al escenario de la batalla final del general Libra, y ver con mis propios ojos que resulto de esa batalla

Una batalla… donde no debería haber vuelto con vida, no con la gravedad de mis heridas entonces

El saber cómo sobreviví a esa batalla, es algo que me ha estado molestando desde el momento que desperté, así que no deseo perder más tiempo con estos monstruos

[Modo berserker]

¡SLASH! ¡SLASH! ¡SLASH! ¡SLASH! ¡SLASH! ¡SLASH!

Habiendo quedado varias gárgolas aun en el aire, liberé los limitadores de mi cuerpo y me forcé a mí mismo para atacarlos a todos en una fracción de segundo, de modo que estos siguieran volando durante un tiempo antes de percatarse de que sus cabezas ya no estaban pegadas a sus cuerpos, para así desplomarse junto al resto de cadáveres que había a mi alrededor

Cancelando entonces [Modo berserker] deje mis armas en mi cinturón y pase a masajear mi hombro adolorido, mientras revisaba de forma silenciosa mis propias estadísticas, así como los sub-menús de habilidades y hechizos, y la lista de títulos en búsqueda de algo que me pareciera extraño o peculiar

¿¡!?

Fue entonces cuando me tome el tiempo para evaluar una habilidad y un título que no recordaba haber adquirido hasta ahora

… una habilidad sin nombre, que no puedo identificar con mi nivel actual de [Ventana de estado] así como un título extraño, que no hace más que hacerme sentir confundido sobre el misterio que encierra, no teniendo efectos claros ni tampoco por qué lo había obtenido

“… esto no tiene sentido en verdad”

Me dije esto mientras almacenaba todos los cadáveres a mí alrededor con [Almacén de objetos] y limpiaba la sangre de mi cuerpo con [Limpieza profunda]. Para así continuar mi camino a través de este piso en búsqueda de amenazas potenciales

Fue entonces que recordé la utilidad de mapa mental una vez combinaba la habilidad con [Rastreo] y [Comprensión del área]. Tomando algunas piedras sueltas a mí alrededor puse un identificador de [Rastreo] y la arrojé tan lejos como pude con mi brazo bueno hacia el techo imperceptible de este nivel de mina,

[Mapa mental] [Comprensión del área] [Retención de imagen]

Dejando a la roca elevarse por un largo periodo, pude observar con mi mente lo alto que esta logro llegar, así como todo lo que había en un radio de cientos de metros con la roca y yo mismo como ejes, consiguiendo así una comprensión decente de todo a nuestro alrededor, así como de la inexistencia de más enemigos en la zona. Para asegurarme de no equivocarme use la tercera habilidad para revisar con más detalle el mapa mental que había conseguido elaborar durante los segundos en que la roca siguió elevándose hasta chocar contra un techo sumido entre la oscuridad de la mina

-HABILIDAD RETENCION DE IMAGEN LV 1-2-

-HABILIDAD RASTREO LV 2-3-

Una vez cancele las habilidades de percepción estas subieron de nivel, lo cual significaba que ahora podría mejorar mi comprensión de [Mapa mental] así como el alcance máximo de las piedras que use con [Rastreo]

Ahora solo me queda recoger tantas como pueda con [Almacén de objetos] e irlas usando para explorar al cien por ciento esta mina. Aun cuando esto me provocara un severo dolor de cabeza, es la mejor forma que tengo para asegurarme de que no quedan más amenazas en este sitio

-Una hora después-

-Quinto nivel de profundidad, mina de mithril-

Habiendo usado el máximo de mis capacidades sin optar por el [Modo berserker] tarde más de una hora para recorrer los cuatro pisos restantes de esta inmensa mina. Moviéndome a altas velocidades, recogiendo piedras en el camino para así lanzarlas en todas direcciones con [Rastreo] y localizando a los restos de monstruos que aún seguían ocultos

Me lleve la desagradable sorpresa de encontrarme con otro nido de gusanos excavadores, lo cual me obligo a usar nuevamente [Zero absoluto] a distancia y apuntando a una de las grietas que daban con los túneles principales que estos usaban para moverse y surgir a la superficie. Logrando liquidarlos y ver como nuevamente otro de los trayectos que daban al tercer piso se derrumbaban en frente de mí, lo mismo que paso cuando vinimos aquí por primera vez

Una vez revisé los demás trayectos a las escaleras, me di cuenta de que Libra había plantado a estos monstruos para cerrar el paso seguro al tercer piso, así que sin importar que ruta hubiéramos usado entonces, igual hubiéramos caído de la misma forma

[Pilar pétreo]

Habiendo destruido todos los caminos al tercer piso me aseguré de hacer surgir puentes de piedra desde los bordes usando la roca bajo mis pies y los pilares que el hechizo me permitía crear, conectando así los caminos cortados y fortaleciendo estos lo más que pude, así los que volvieran a este sitio podrían volver a trabajar con normalidad

Una vez descendí al tercer piso recogí todos los restos de piedra que habían caído del piso superior y los guarde con [Almacén de objetos], tanto para despejar el camino como para usarlos para fortalecer los puentes que cree una vez volviera al segundo piso

Habiendo eliminado a algunos cerberus y sus cachorros como a contempladores subterráneos avance al cuarto piso, donde me topé con algunos golems de acero que patrullaban el piso y seguían un patrón de recorrido, del mismo modo que lo haría un NPC en un RPG

Una vez me hice cargo de estos con una ligera dificultad pude llegar a mi objetivo final, el lugar por el cual me había esforzado tanto en llegar

El quinto nivel inferior de la mina de mithril, donde estaban los restos de la batalla final

Un gran cumulo de piedras en el suelo, así como grandes agujeros y marcas de un terrible combate en las paredes de este gran escenario. Así como también un panel apagado donde antes se habían encontrado atrapados los habitantes del pueblo Runser

Una vez me aproxime pude revisar los paneles mismos y comprender su funcionamiento, arrancando uno de estos del resto del mecanismo para guardarlo en [Almacén de Objetos] para estudiarlo mejor después

Una vez subí mi vista al techo, observé nuevamente el imponente núcleo titánico que aun brillaba con una pálida fuerza, como si estuviera completamente cargado de MP

… No hay forma de que pueda dejar esto en este sitio. Las posibilidades de que alguien venga y trate de darle un uso malicioso son demasiado altas, así que aun cuando me da miedo tener algo tan poderoso en [Almacén de objetos] decidí guardarlo dentro, solo esperando que no explote una vez sea guardado en esta dimensión de bolsillo

Una vez me ocupé de este, tuve que hacerme cargo del mayor problema de todos, y con mayor solo puedo referirme a gigante en este caso

“… es más grande de lo que recordaba”

Tuve que decirme esto a mí mismo para salir de la impresión que me generaba el golem de mithril que Libra estuvo por llegar a completar. Si este golem de mithril hubiera obtenido vida, entonces no habría modo en que la raza humana hubiera logrado sobrevivir a la ira de Libra

“será mejor guardarlo junto a su núcleo entonces”

Dije esto para alzar mi mano y tratar de guardarlo también con [Almacén de objetos], siendo este golem seguramente lo más grande que he guardado hasta ahora dentro

17.jpg

¿¡!?

… ¿no puedo almacenarlo?

17

En mi segundo intento de almacenar al golem gigante termine recibiendo el mismo resultado, no importaba cuanto lo intentase, no podía moverlo a mi [Almacén de objetos]

Por un momento considere las posibles razones, o es porque su tamaño y peso sobrepasan los límites de mi [Almacén de objetos], o simplemente no puedo llevarme algo tan grande, así como con el resto de las cosas. Estoy seguro que si reuniera todas las cosas que he almacenado hasta ahora, no podría reunir el tamaño total de este golem gigante, así que una de estas dos razones debe ser la correcta

En todo caso, sería demencial hasta para mí el llevar a un golem de este tamaño a cualquier lado como si de un llavero se tratara, incluso yo no puedo hacer algo tan absurdo

Ahora que he renunciado al plan de guardarlo, tengo que pensar en las demás opciones que tengo para sacarlo de aquí. En primer lugar, este gigante es demasiado grande para llevarlo cargado, no hay forma de moverlo de forma manual, y ponerle el núcleo que se supone es lo que le permitirá moverse es un no absoluto, podría derrumbar toda la mina de intentar salir a la fuerza

Además, está hecho de mithril, así que no tengo manera de romperlo en varios fragmentos, mis armas solo le harían arañazos y me rompería los brazos y las piernas antes de lograr fracturarlo

No puedo romperlo, no puedo moverlo, no puedo guardarlo, y definitivamente no puedo darle vida y pretender que es un zord o mecha…

… …

¡¡¡!!!

¿Será que…? ¿Debería de…? Pero si lo hago yo… las posibilidades de tener mi propio…

… no, no debo… aun cuando es increíblemente tentador… no hay forma de que algo así de grande pase desapercibido… no puedo… volverlo un mecha… no puedo… aun cuando quiero… no puedo…

¿y ahora porque estas contorsionándote como si estuvieras poseído?

¡¡!!

Sentí un terrible escalofrío al escuchar una voz ajena en ese momento, sintiendo por un instante que había sido atrapado infraganti, cuando al darme vuelta era el maestro quien me había hecho tal pregunta

“maestro… discúlpeme, solo estaba tratando de pensar el cómo voy a hacerme cargo de este golem”

Dije esto mientras señalaba al golem gigante a mis espaldas y alejaba de mi cabeza las ideas salvajes de volverlo un zord propio o un mecha como en las series antiguas de anime

ya veo… ciertamente un proyecto fascinante… ahora que lo veo de cerca, puedo entender por qué el general Libra puso su interés en este lugar… algo así seguro pondría fin a la vida de los héroes invocados…

GULP

Luego de escuchar esta afirmación no pude evitar tragar saliva y darle la razón, ya que exactamente eso pensé al momento de verlo por primera vez

“No puedo almacenarlo con mi habilidad, ni tampoco romperlo con mi poder actual, y activarlo para sacarlo de aquí me sería imposible, sería demasiado peligroso ponerle el núcleo que Libra creo, es posible que lo programara con un comando de hostilidad absoluta”

Trate de explicarme de la forma más seria posible ante el maestro, quien no solo era un ente con miles de años de sabiduría, sino también con poderes que aun exceden los límites de mi imaginación, y lo está diciendo el sujeto que rompió los limites humanos sin perder su humanidad

Por supuesto, un humano mediocre como tú no podría romper de forma tan fácil a este ser… es probable que mis viejos compañeros y yo no hubiéramos podido tener oportunidad tampoco en nuestra época

Que el maestro diga esto, me confirma aquello que ya sabía, que esta cosa no debe ser activada jamás, ya que de ocurrir nadie la podría detener

“¿Qué me sugiere que haga entonces?”

… antes responde esta pregunta, ¿tienes la intención de quedarte con él?

Ante esta pregunta tuve que pensar unos segundos en la respuesta apropiada, una que pudiera satisfacer el criterio del rey no muerto

“si lo dejo aquí, tarde o temprano la gente del pueblo se enterará de su existencia, y después los nobles y personas de poder sabran de este. No pasará mucho tiempo hasta que alguna persona busque un modo de activarlo, y quien lo logre hacer funcionar, tendrá un poder absoluto en este continente”

Retrocedí unos pasos para ver bien al dinamo que tenía en frente, un ser capaz de aplastarme si así lo quisiera, y capaz de arrasar pueblos enteros en cuestión de minutos

“si en cambio la raza demonio se entera de su existencia, podrían organizar una infiltración o ataque preventivo para recuperar la creación de Libra, y si consiguieran activarlo… sería el fin para la raza humana”

Es probable que dentro de la raza demonio existan individuos que sepan de los planes de Libra, quizás uno de los cinco generales demonios restantes, por ejemplo. Si uno de estos se enterara de su muerte y de la existencia de este golem, entonces el pueblo Runser podría verse nuevamente involucrado en un conflicto de igual o peor magnitud

Ya sean los humanos, los demonios, o cualquier otra raza, si alguno se enterase de la existencia del golem de mithril, entonces este lugar se volvería el infierno mismo

“… no puedo dejar a esta cosa aquí, no quiero poner en peligro las vidas de quienes ya sufrieron demasiado, si existe un método para llevármelo entonces le pido que me lo diga maestro”

Mire a Astaroth quien permanecía suspendido en el aire esperando mi respuesta final, para así ver como este seguía evaluando al golem de mithril como si de una obra de arte se tratara

es un verdadero desperdicio el no aprovechar tal trofeo de batalla, si lograras sobrescribir su núcleo para que solo te obedezca a ti, entonces ni los héroes ni los generales demonio podrían hacerte frente, incluso la casa de la luz y los monarcas estarían obligados a postrarse en frente de ti… podrías ser un rey con esto Shimon

Habiendo hecho esta afirmación me quedo en claro que esa posibilidad era plausible. Astaroth no lo había dicho para engañarme del todo, sino que directamente me sugería hacerme de este increíble poder para mí mismo, así ya nadie se me podría oponer, ni la nobleza, ni los compañeros de Libra, ni siquiera los monstruos como el dinomutante titánico

La tentación de usarlo era grande… pero también lo era el costo de hacerlo

“… ¿recuerda en los libros que le di, las historias sobre armas nucleares maestro?”

Empecé a responder con una expresión seria, queriendo dejar en claro por qué no podía ceder a usar a este gigante

“en mi mundo natal, las personas que tenían armas de destrucción masiva, terminaron usándolas para sesgar millones de vida. Por milenios las personas de diversos mundos han buscado expandir su conocimiento con tal obtener aún más poder, poder sobre la gente y sobre sus vidas, y las armas nucleares fueron una de las peores creaciones que pudieron haberse creado en mi mundo. Su inconmensurable poder hace que la gente tema de forma inconsciente a sus enemigos y aliados, quienes pueden  estas accionarlas con solo apretar un botón”

Termine recordando sin querer gran parte de la historia humana, donde las personas de todas las culturas y sociedades buscaron sin descanso un poder similar al de la naturaleza para dominar a sus enemigos. Y fue solo hace un siglo que lograron dominar un poder capaz de hacer temblar al mundo

“este golem representa lo mismo para mí, un poder inconmensurable capaz de destruir toda la tierra a su paso, y que incluso podría atravesar los mares para llegar a otras tierras, para así aniquilar a todas las razas posibles. Es por eso que no quiero usarlo bajo ningún concepto. No me interesa si con esto puedo tener el poder o la autoridad de un rey, prefiero que esto se desvanezca del mundo para así ahorrarle a la gente que habita en él un terror y desesperación que solo la gente en mi mundo ha llegado a conocer”

Era lo mismo con el conocimiento que la madre de Vorg había escondido bajo su hogar. Aunque mucho de este podría ayudar a este mundo a avanzar tecnológicamente, en las manos equivocadas podría generar un ciclo de matanza y violencia como este mundo nunca ha llegado a ver

Por eso tengo que asegurarme de llevármelo todo y esconderlo en lo profundo de [Almacén de objetos]. De este modo si llego a morir este conocimiento se ira conmigo, y así no caerá en el poder de la gente equivocada

… muy bien, supongo que será lo mejor entonces, tampoco tengo el interés en ver a esta cosa funcionar… haría todo muy sencillo y eso sería aburrido incluso para mí

Habiendo dicho esto el maestro se elevó hasta estar a la altura de la cintura del golem, para así hacer aparecer un enorme círculo oscuro debajo del golem y hacer que el mismo se desvaneciera dentro de este para así desaparecer del todo de la mina de mithril

ahora estará oculto en la planta más profunda del calabozo del crepúsculo, allí ningún ser viviente podrá alcanzarlo o encontrarlo… ¿es lo que querías humano?

“si, eso será suficiente maestro, se lo agradezco”

Haciendo una reverencia de agradecimiento pase a sentir un inmenso alivio al ver a la amenaza del golem de mithril desaparecer, quitándome así un enorme peso de encima

… el general Libra estuvo cerca de destruir este continente, así como a la raza humana. Que apareciera tu grupo para detenerlo solo es prueba de que aún puede haber fuerzas superiores influyendo en tus decisiones. Se cuidadoso de ahora en adelante, ya que es probable que tu modo de ser te haga involucrarte con situaciones del mismo calibre en el futuro

Escuchando esta advertencia del maestro lo vi desaparecer nuevamente en uno de sus portales oscuros, para así volver a recordar aquel título extraño que había adquirido últimamente, un título que no me permitía ver por completo cuales eran sus efectos o los motivos de su obtención

Además de ello, mis recuerdos de la batalla con Libra aún estaban del todo borrosos. Si puedo recordar el hecho de que estaba perdiendo, y de que el [Modo berserker] no era suficiente para derrotarlo. Fue entonces que de alguna obtuve un power up repentino y de pronto pude sentir como mi cuerpo desbordaba poder, al punto en que pude rivalizar con su poder. Estoy seguro que ese repentino power up tiene que ver con la habilidad misteriosa que adquirí, y la cual no estoy seguro de como volver a activar

Entre el momento de mi segura derrota, al momento en que active ese nuevo poder, hay un espacio vacío que no puedo recordar del todo… como si hubiera recordado algo y  lo hubiese olvidado después de la batalla

“… no tiene caso, no voy a descubrir el secreto sin importar cuanto tiempo pase en este sitio, lo mejor es que me asegure de destruir los restos del trabajo de Libra y regrese a la superficie”

Una vez destruya todo aquí, podre avisar al jefe de herreros que la limpieza de la mina fue completada sin más problemas, y gracias a que de camino encontré algunos fragmentos de mithril desprendidos, podre llevarle la suficiente materia prima como para que pueda empezar con la fabricación de mi arma única

Después de hacer eso…

¡FLASH!

Un brillo antinatural entro en mi campo visual por un instante, llamando mi atención en el momento en que iba a empezar la destrucción del trabajo de Libra, para así acercarme al cráter donde Libra y yo habíamos tenido nuestro momento final

En este había una pequeña cantidad de tierra rojiza, la cual había adquirido dicho color debido a la cantidad de sangre que derrame en esta zona una vez que recibí su ataque fatal, haciendo que sintiera algo de frio al respecto, ya que en ese momento estaba convencido de que iría a morir en este lugar

Mas el brillo antinatural volvió a aparecer frente a mis ojos, para así tener que despejar una zona con pequeñas rocas y sacar de lo más profundo un objeto pequeño y de forma circular. Al tenerlo en mi mano pude percatarme de su verdadera naturaleza

39

¿¡!?

Esto es… así que esto era lo que le permitió mantenerse vivo por tantos años… pero pensar que esto quedaría atrás una vez este murió por mi ataque… es como la recompensa al derrotar a un jefe final o algo por el estilo. Y por los efectos que puedo ver encima de este anillo, es un objeto de inmenso valor que no cualquiera debería de portar encima, sobre todo por los beneficios que les otorga a los miembros de la raza demonio

Algo así… quizás sería un objeto apropiado para Valupla… pero dárselo podría traer repercusiones también, en especial de darse el caso de encontrarnos a futuro con otro portador de esta serie de anillos

… no, por sus beneficios este anillo no debería ser desperdiciado, y no es como si ella de pronto se fuera a volver una amenaza para la humanidad, únicamente hará que sus posibilidades de supervivencia se incrementen, y si hay algo que quiero para ella, es que pueda vivir una vida plena y larga

Con eso en mente guardé el anillo como a los restos de mithril que encontré de camino y procedí a destruir todos los vestigios del trabajo de Libra, gastando una gran cantidad de MP para estar seguro de no haber dejado un área o elemento sin destruir. Volviendo a aquel sitio el mismo que había sido antes de su llegada, un amplio espacio con un suelo de rieles y cientos de metros de tierra rica para su minería

“… hora de volver”

Dando una mirada de tristeza al sitio terminé recordando la conversación que sostuve con Libra durante el combate, la que me hizo simpatizar con el durante el choque de nuestros ataques. Y así darme cuenta de que sus acciones en parte eran motivadas por una venganza justificada

De camino a la superficie no pude evitar debatirme sobre lo que sucede en este mundo y sobre este ciclo ambivalente por el que los dioses han sometido a todos los mortales hasta ahora. Un ciclo de paz seguido por el conflicto. Con la victoria temporal de un bando seguida siglos después por la victoria del lado opuesto y siempre el lado vencedor torturando al perdedor. De modo que siempre habría un nuevo conflicto alimentado por los ideales de justicia o venganza

Pero esto no era debido a naturaleza de los seres inteligente, sino un designio que Auron y Casiopea ponen sobre las razas inteligentes como si de piezas de ajedrez se trataran

Cuando derrote a Libra, le hable de que creía posible crear un mundo de igualdad, y romper así el ciclo eterno de lucha. Fueron mis palabras a un moribundo oponente al que no habría podido vencer sin la ayuda de mis amigos

Se que no es mi responsabilidad, se que yo no soy el responsable por las vidas de la gente de este mundo, no soy un héroe invocado que haya jurado ante alguna raza dar mi vida por la victoria

Soy solo un amante de las historias atrapado en la versión casi adulta de mi mismo, en un mundo donde puedo vivir con libertad si evito las banderas de eventos que se presentan ante mi, donde nada ni nadie me obliga a hacer algo solo porque debo de hacerlo

Entonces porque… ¿Por qué siento que hay cosas que no puedo simplemente ignorar? ¿Por qué estoy casi seguro de que no podre vivir una vida normal de ahora en adelante?

No soy un héroe ni un protagonista. No importa lo que la gente del pueblo diga de mi, yo únicamente hago las cosas por puro interés, por egoísmo en la mayoría de los casos. Soy alguien que esta acostumbrado a ser el espectador de los héroes, alguien que vive su vida viendo a otros ser los protagonistas, para así apoyarlos desde la distancia

Eso es… yo solamente soy un espectador… un fanático de los héroes, de quienes no luchan siempre del bando correcto o tienen los mejores ideales de justicia. Soy un fanático de aquellos que luchan siempre por lo correcto, por lo que es correcto para ellos mismos, y por quienes no buscan perjudicar a los inocentes en sus objetivos

Esa es la línea que separa a Libra de un personaje que podría admirar… lo que me permitió vencerlo sin vacilar en el momento final, el hecho de que su venganza perjudico a varios inocentes

No puedo aprobar sus métodos, es por ello que quiero lograr algo distinto, algo que el mismo Libra pudiera reconocer como una mejor alternativa a su opción

Es por ello… porque eso es lo que deseo hacer ahora, que tendré que involucrarme con este mundo. No para salvarlo como héroe ni condenarlo como traidor de las cuatro razas. Sino como un intermediario entre las cinco razas principales

Eso es… lo que quiero hacer en este mundo

-Pueblo Runser, tierras de Ebelmonte-

Había tardado media hora en salir de la mina desde lo mas profundo de la mina, de repente sentí una necesidad por dejar ese lugar una vez terminé mis asuntos en el sitio. Fui a reportar al señor Franz la limpieza de la mina y a dejarle todo el mithril que pude recolectar de las profundidades de la mina, siendo seguramente los sobrantes que se usaron para construir al golem de mithril, y así conversar por última vez sobre el desarrollo de mi arma única

Habiendo destruido todo vestigio de la existencia de Libra en la mina, ahora tenia que asegurarme de hablar con mis compañeros de equipo y con los sobrevivientes para cerciorarme de que la identidad de Libra no salga a la luz, después de todo si se enteran que vencimos a un antiguo general demonio de la época de los héroes legendarios, entonces llamaremos la atención de los nobles y los héroes seguramente

Me he decidido a no involucrarme tanto con la nobleza como con los héroes, no sacare nada bueno de ello de momento, y lo ultimo que quiero es que Casiopea o Auron se percaten de mi identidad como no nativo de Eltera. Mantener un bajo perfil es mi esperanza para lograr eso

Decidí también que me volvería un intermediario entre las cinco razas, cuando el momento llegue tendré que revelarme ante el mundo y llamar la atención de los dioses, pero no hasta estar preparado para no verme influenciado por alguna fuerza externa, como los héroes o la raza dragón que fue la que me invoco

Es por ello que tengo que pasar las siguientes dos semanas pensando en como puedo volverme un intermediario para todas las razas, usando el conocimiento de mi mundo que traje conmigo sumado al conocimiento que dejo en su sótano la madre de Vorg. Una vez analice ambos, así como la historia de este mundo nuevamente, seguramente encontrare una forma de detener el ciclo de batallas de este mundo

Eso es… lo que al menos creo que puedo hacer. No recuerdo hasta ahora a ningún protagonista que lograra con éxito unir las dos fuerzas enemigas para que se rebelen contra la influencia de un dios controlador. En la mayoría de los casos, los enemigos solo se unen cuando aparece una tercera fuerza que amenace contra sus vidas como sucedió muchas veces en varias series de anime y manga

Para ello… ¿tendría que volverme un villano quizás?

Usando al golem de mithril seguro podría llamar la atención de las cinco razas, y obligarlos a enfrentarme unidos para evitar que destruya a todas las razas con el golem de mithril, quien es como dije antes, un ser indetenible, incluso para mi

Pero… ese plan tiene demasiadas fallas, como el hecho de que para lograrlo tendría que sacrificar miles de vidas inocentes, tanto humanas como elficas e incluso demoniacas, para que las cinco razas reconocieran el peligro y accedieran a unirse en una tregua temporal

No puedo derramar sangre inocente con tal de crear una paz temporal, por lo que ese plan queda descartado del todo

Ha… en verdad me gustaría poder recordar alguna referencia en alguna historia sobre el como unir a acérrimos enemigos sin la necesidad de derramar sangre inocente, un ejemplo que pudiera aplicar en la vida real

Sin un método para lograr eso… no podre rebelarme al mundo, ni involucrarme con nadie especial ni de renombre. Es por ello que tendré que ocultarme aquí hasta entonces, o moverme con el resto a sitios donde no me puedan localizar donde pueda operar tranquilamente como un aventurero

Y para hacer algo así, primero necesitare recuperar tanto mi armadura como el obtener mi arma única, sin esas cosas no hay modo de avanzar con mi plan actual

Así que viviré por un tiempo de la fortuna de Astaroth, y buscare ayudar a la gente en los problemas que aun puedan tener en el pueblo. Es lo mejor que puedo hacer para pagar su amabilidad por cuidar de mi equipo durante mi inconsciencia

“bien, ahora solo tengo que…”

¡THUD!

Una vez estaba decidido con mi plan de bajo perfil, fui embestido por detrás por un pequeño ser al que no pude percibir ni ser alertado con [Prevención del peligro]. Prácticamente me encerré tanto en mi pensar de camino a la casa de Vorg que ni siquiera escuché su pequeño trote acercándoseme por detrás, mas pude sentir sus pequeñas pezuñas golpeando mi espalda con bastante fuerza como para hacerme caer de cara contra el suelo

“¡agh!… ¿Qué haces en este sitio Fah?”

Luego de incorporarme para sentarme en el suelo de aquel camino poco transitado, pasé a ver al pequeño reno blanco y juguetón que trataba de lamer mi rostro como si tuviera comida en la cara, recordándome bastante al comportamiento de un perro que tuve de pequeño

¡Señor Shimon!

Una vez tenia a Fah cargado con ambos brazos pude distinguir de entre muchas personas a la compañera de Vorg, corriendo con una cara de preocupación que no había visto en ella hasta ahora. Quizás por el hecho de haber dejado correr a Fah sin control por un largo tiempo.

“aquí estoy, ¿todo bien en la casa? Ya iba de regreso”

Lo de volver a la casa era cierto, aunque aun tenia ciertos sentimientos encontrados por volver a ver a las chicas, en especial por lo que termine encontrándome la noche anterior. Estoy casi seguro que habrá un ambiente tenso entre los tres, así que no tengo problemas en aplazar mi regreso con una conversación con ella

“¡te hemos buscado por un largo tiempo! ¿¡donde se ha estado escondiendo!?”

De inmediato la anteriormente amable Bryla se torno en una alterada y nerviosa, lo cual no me dio buena espina

“estaba haciendo algunos favores y luego fui a la mina… ¿Qué ha pasado señorita Bryla?”

Hice rápido esta pregunta ya que presentí que algo serio había ocurrido

“tienes que venir conmigo rápido! ¡los demás te han estado esperando y ya no puedes hacerlo esperar más tiempo!”

Sin responder a mi pregunta ella tomo mi mano para así tirar de mi y guiarme al lugar donde quería que fuese. Leyendo el ambiente no puse resistencia y le seguí el paso para así saber que estaba pasando, ya que era algo que posiblemente involucraba a los demás

Y, sobre todo, ¿a quién se refería ella cuando decía que no podía hacerlo esperar?”

-Salón de reuniones, pueblo Runser-

Una vez mas se me había traído al mismo sitio donde conocimos al jefe del pueblo, y por lo que podía ver, me estaba guiando nuevamente a la oficina del jefe del pueblo, pensando que todo esto se trataba de un favor importante que el jefe de pueblo tenía que pedirme ahora. Quizás algo involucrado a la mina de mithril, pero de ser ese el caso, ya todo habría sido resuelto

Además, antes de entrar al salón mismo pude percatarme de la presencia de mucha gente amontonada afuera del complejo, como si estuvieran nerviosos por algo en particular. ¿Será posible que algo grave pasara en mi periodo dentro de la mina? ¿Algo relacionado con el jefe Darf o mí equipo?

Si tan solo… hubiera sido aquello el motivo de tal urgencia en ella, yo habría quedado mas tranquilo. Pero no, no podía tener tal suerte el día de hoy, ya que lo que me encontré en tal oficina, no fue solamente a mis compañeros de equipo y al jefe del pueblo Runser

No… dentro de esta oficina algo espaciosa, había otros cuatro individuos de seria presencia, que emanaban a simple vista no solo ser poderosos, sino también importantes

El primero de ellos era un hombre de cabello lacio y color rojo oscuro, con una pequeña y fina trenza que se perdía en su espalda mientras el resto de su cabello quedaba a la altura de su cuello, vistiendo ropa elegante de ese mundo que consistía en una camisa de seda azul clara y una corbata oscura que combinaba al pantalón que usaba en ese instante. Dándole el aire de un empresario o jefe de sección desde mi punto de vista, teniendo un par de anteojos de cristal de lentes redondos y finos, además de una mirada severa y hasta punzante

La segunda persona no era muy distinta, aunque este parecía estar usando lo mas parecido a un uniforme militar de color Vinotinto, siendo una camisa mangas largas color verde y abotonada hasta el cuello mientras llevaba hombreras de estilo militar color dorado y un florete de hoja fina de acero que hasta donde sabia, era un arma apropiada para el apuñalamiento más que para cortar

La tercera persona era un grandulón en todo el sentido de la palabra, siendo quizás tan grande como el jefe de gremio del pueblo Belef sin usar nada que cubriera su torso musculoso, pero llevando el mismo pantalón oscuro que el usuario del mosquete, siendo un hombre de piel bronceada y calvo con tatuajes cubriendo su torso, así como su espalda, y unos ojos color naranja que podía jurar me veían con hostilidad

Fui incapaz de no notar la semejanza de este hombre con cierto personaje de videojuegos que tiene gran fama matando bestias gigantes. Solo espero no compartan también el mismo afán por las masacres

Pero el individuo que llamo mas mi atención en todo el salón, fue aquel que aparentaba tener solo unos pocos años mas que mi yo actual, quizás teniendo la misma edad que tenia yo antes de dejar mi mundo natal. Un hombre de tez pálida y cabello azul oscuro que tenia cierto aire de confianza y poder, similar al que poseen los personajes de las historias que están en la cima del poder de un reino.

En pocas palabras, un hombre que tenia el aire de un gobernante o persona de poder, vistiendo no solamente un uniforme similar al del segundo individuo, sino también un chaleco superficial verde claro con líneas doradas trazadas alrededor de la parte frontal, conectando en la parte de los hombros con una capa color vinotinto que de estar de pie seguramente le llegaría hasta el nivel de sus tobillos

Por el Angulo en que este estaba sentado, podía ver que la capa tenía por detrás un grabado similar a un emblema circular de color dorado con negro, con la figura de un león dentro del circulo del emblema

No pude evitar el impulso de usar [Lectura de estado enemigo] sobre el para averiguar de quien se trataba. Y una vez lo hice no pude sino arrepentirme de haberlo hecho

102.jpg

Oh señor Shimon, por fin nos conocemos

Levantándose de su asiento con aires de confianza se acerco a mi para estrechar mi mano con una sonrisa propia de un hombre que había nacido para gobernar y ser amado por su pueblo. Yo literalmente respondí a su ofrecimiento para estrechar su mano mientras trataba de entender que hacía alguien como el aquí, y más aun esperando a mi llegada

mi nombre es Rastiel Von Verdis, cuarto príncipe del reino de Marebita, es un gusto señor Shimon

Un hombre que proyectaba un aire de grandeza, que dejaba en claro con solo hablar que era el pez gordo del lugar. Y que con su mirada demostraba tener un cierto interés en mi persona

Este individuo… representa todo lo que yo quería evitar de camino a casa de Vorg. Un hombre que no pasa desapercibido ha fijado sus ojos en mí. Y posiblemente, su llegada a este pueblo y su encuentro conmigo sean la prueba que necesitaba para confirmar mi mas grande temor hasta ahora

Que no voy a poder disfrutar del periodo de tranquilidad que tanto quería tener desde hacia un largo tiempo…

Capitulo anterior
Capitulo siguiente

Anuncios

2 comentarios en “This Is Another World Capitulo 50

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s